webislam

Domingo 5 Julio 2020 | Al-Ajad 14 Dhul-Qaadah 1441
36570 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Noticias

?idn=8216

Bush, los marines dementes y el síndrome Vietnam: algo se huele en Irak

Las masacres de la soldadesca ocupante detonan una ola de indignación en EEUU

08/01/2007 - Autor: IAR-Noticias - Fuente: IAR-Noticias
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Uno de cada seis soldados norteamericanos tiene síntomas de aguda ansiedad
Uno de cada seis soldados norteamericanos tiene síntomas de aguda ansiedad
Medios, políticos y analistas estadounidenses comienzan a parangonar las matanzas y violaciones de los derechos humanos de los actuales marines en Irak , con lo sucedido en Vietnam, en la década del setenta, donde el ejército norteamericano, derrotado, decadente, y con sus soldados afectados por la corrupción, la locura y las drogas, debió retirarse vergonzosamente del país ocupado.

La carnicería de Haditha, y otras matanzas indiscriminadas de civiles en Irak por parte de los marines, en los últimos días, está levantando una ola de indignación social y política en EEUU y pone nuevamente a la administración de George W, Bush frente al tan temido -y anunciado- "síndrome Vietnam".

Como en Vietnam, los marines sufren profundas enfermedades psiquiátricas después de servir en la ocupación de Irak, según un documento de la Marina de EEUU obtenido por la Unión Americana de Libertades Civiles y difundido por el diario The New York Times.

El documento señala que algunos marines relataron cómo habían matado a soldados iraquíes en combate o habían apuñalado a iraquíes que se hallaban en el suelo, con el fin de asegurarse de que estaban muertos. Algunos de ellos fueron apuñalados hasta 28 veces.

Según The New York Times, el estudio demuestra que "uno de cada seis soldados norteamericanos tiene síntomas de aguda ansiedad, fuerte depresión o desorden de estrés postraumático, una proporción que, según algunos expertos, podría aumentar eventualmente hasta uno de cada tres, la tasa que fue hallada entre los veteranos del Vietnam."

Sumados a la matanza de Haditha, donde los marines masacraron a 24 civiles -entre ellos niños y mujeres- luego de la muerte de un compañero, otros casos denunciados en los últimos días por medio de videos sacuden a la Casa Blanca y la ponen ante un nuevo escándalo, que, según un senador norteamericano, podría superar al caso de abusos a prisioneros en la cárcel de Abu Ghraib.

Mientras dos investigaciones están en marcha sobre la masacre de Haditha (260 kilómetros al oeste de Bagdad), la indignación aumenta entre los políticos estadounidenses tras las revelaciones de que la cúpula militar pudo haber intentado ocultar esa y otras matanzas cometidas por soldados estadounidenses ocupantes.

"¿Había gente que sabía y mintió? ¿Había gente que debió saber más e investigar más? ¿Hubo gente que verdaderamente apretó el gatillo y mató a un niño inocente?", se preguntó el domingo el senador republicano Lindsay Graham en la cadena Fox News.

"Todas estas cuestiones van a ser estudiadas (...) El honor del Cuerpo de Marines está en juego", aseguró el senador, que es también fiscal de la reserva del ejército estadounidense y pidió que no sea la prensa la que se encargue de llevar adelante las pesquisas.

Congresistas invitados a los tradicionales debates televisivos del domingo expresaron dudas sobre la capacidad del Gobierno para llevar a juicio a la jerarquía militar, recordando que ningún alto responsable fue puesto en manos de la justicia tras el escándalo por las humillaciones y torturas infligidas a los prisioneros iraquíes en la cárcel de Abu Ghraib.

El senador demócrata Jack Reed opinó ante las cámaras de Fox News que la clave será ver si el Gobierno intenta atribuir toda las responsabilidad a "solo unos marines o unos soldados" o si en su lugar intenta determinar "si esto se inscribe dentro de un problema sistemático. Éste es el verdadero desafío".

"Pusimos a los soldados norteamericanos en la posición más repugnante que era posible", expresó en la cadena NBC el senador demócrata Joseph Biden, que criticó la inexistencia de un plan de ocupación del país, el reducido número de soldados desplegados y la carencia de equipos adecuados.

Las voces más críticas entre los sectores políticos insisten en la competencia y la abnegación de los soldados de la coalición en Irak, pero cuestionan la difícil situación en la que los colocó el gobierno de Bush.

El contexto "no es una excusa" para lo que pasó en Haditha, pero este hecho "no es más que el comienzo, o al menos una fuerte advertencia, del tipo de incidentes que podemos encontrar si permanecemos continuamente" en Irak, estimó el senador Reed.

El "Síndrome Vietnam"

El primero en hablar del "Síndrome Vietnam" en EEUU fue el senador demócrata Edward Kennedy quién advirtió a Bush que su administración en Irak estaba produciendo un fenómeno similar al producido por la guerra del sudeste asiático, en la década del setenta, donde EEUU tuvo que retirarse después de perder miles de soldados en la contienda.

IAR-Noticias señaló, en noviembre de 2004, que, en términos políticos y sociales, y a corto plazo, el empantanamiento de las tropas norteamericanas en Irak le iba a costar a Bush y a su administración una reacción -de características todavía no mensuradas- dentro de EEUU, donde la oposición y familiares de las víctimas esperaban el momento oportuno para protestar por la muerte y mutilación de soldados norteamericanos en Irak.

Habíamos señalado que la oposición política y mediática "anti-Bush", los perdedores de la elección de noviembre de 2004, con The New York Times y The Washington Post a la cabeza, retomarían las campañas contra el presidente apuntando a su flanco más débil: la ocupación militar y los muertos de Irak. (ver: La nueva estrategia editorial de The New York Times).

Por más que Bush y su administración salieron fortalecidos con el triunfo electoral y la reelección, los comicios, reñidos como nunca históricamente, polarizaron a la sociedad norteamericana alrededor de lo que estaba pasando en la ocupación militar de Irak.

Toda la política editorial, tanto de The New York Times como de The Washington Post, se orientaron, tras los comicios, a crear un "síndrome Vietnam" en sintonía con la estrategia de los demócratas en el Congreso norteamericano, en una puja por el poder con los halcones del Pentágono a quienes no pudieron arrebatar por vía electoral los negocios y el poder de la Casa Blanca.

Siempre se dijo por otra parte -todos los expertos en Estados Unidos así lo sostienen- que el Talón de Aquiles de Bush en Irak eran los soldados estadounidenses muertos o heridos que dejaría la ocupación.

El sentimiento "anti-Vietnam" es tan fuerte como el miedo al "terrorismo" en las franjas mayoritarias de la sociedad estadounidense. Bush, así coinciden todos los especialistas, ganó las elecciones con el "miedo al terrorismo" que sacó de escena a la ocupación militar de Irak.

Medios y analistas estadounidenses comienzan a parangonar las matanzas y violaciones de los derechos humanos de los actuales marines en Irak ,con lo sucedido en Vietnam, en la década del setenta, donde el ejército norteamericano, derrotado, decadente, y con sus soldados penetrados por la corrupción, la locura y las drogas, debió retirarse vergonzosamente del país ocupado.

El "Síndrome Vietnam", a medida que se suman los marines muertos y heridos en Irak, y con el programa de rechazo y movilizaciones que se avecina tanto en EEUU como en el mundo, se cierne cada día con más certeza sobre la cabeza de George W Bush y de administración de halcones.

Por otra parte, agregado a la indignación creciente por la demencial masacre de civiles por parte de los marines en Irak, el número de muertos de EEUU y de las tropas colaboracionistas iraquíes revela que Bush y el Pentágono fracasaron estrepitosamente con su estrategia militar en Irak.

También revela la magnitud del accionar creciente y mortífero de la guerrilla iraquí, y nutre la argumentación de la organizaciones que en EEUU y en todo el mundo ya preparan nuevas y gigantescas movilizaciones para reclamar que las tropas norteamericanas regresen a casa
Anuncios



play
play
play
play
play
play
play
play

 

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/noticias/48446-bush_los_marines_dementes_y_el_sindrome_vietnam_algo_se_huele_en_irak.html