webislam

Miercoles 16 Octubre 2019 | Al-Arbia 16 Safar 1441
756 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Noticias

?idn=763

La comunidad islámica de España celebra la fiesta de Al Maulid an Nabawi

21/04/2005 - Autor: Redacción Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Mezquita del Profeta en Medina
Mezquita del Profeta en Medina

Con gran alegría los musulmanes de España y de todo el mundo celebramos hoy la conmemoración del nacimiento del Profeta (PB), que tuvo lugar hace 1.425 años, en una festividad denominada Al Maulid an Nabawi.

Los musulmanes conmemoran desde hace varios siglos el nacimiento del Profeta (PB), Muhammad, el Mensajero de Dios, en casi todos los países del mundo. Este acontecimiento es para ellos una ocasión preciosa para evocar la maravillosa vida y comportamiento del Profeta (PB). Son numerosos los musulmanes que aprovechan esta festividad para renovar su pacto, su amor y su fidelidad hacia el Profeta (PB) y a su Sunna.

Muhammad (PB) nació en Meca un lunes por la mañana, en el décimo día del mes de Rabi al Auwal, en el año 571. Su padre era Abdullah y su madre Amina bint Wahhab. Muhammad pertenecía a la tribu de los Banu Hashim.

Su genealogía ha sido citada por los cronistas como sigue: Mohammad el Enviado de Dios, hijo de Abdullah, hijo de Abdul Muttalib, hijo de Hashim, hijo de Qusai, hijo de Kilab, hijo de Murrah, hijo de Kaab, hijo de Luai, y de ahí siguiendo la línea se llega a Ismael, hijo de Abraham, un devoto profeta de Dios.

Abdullah, el padre de Muhammad, fue célebre por sus exquisitos modales y su pureza de espíritu. Él falleció cuando su esposa estaba embarazada, durante un viaje de negocios a Medina.

Cuando Amina tuvo el niño, su abuelo Abdul Muttalib, rebosante de felicidad, celebró el nacimiento y llamó al niño Muhammad. "Espero," dijo Abdul Muttalib "que su nombre será alabado y se cubrirá de gloria en el cielo (por la gracia de Dios) y será alabado y cubierto de gloria también aquí sobre la tierra."

Según la tradición, los ángeles eliminaron del Profeta al nacer cualquier mancha de pecado y le marcaron con el sello de la Profecía en la espalda, entre los hombros. En el instante del nacimiento, una luz brillante iluminó toda la región circundante.

Muhammad pasó los primeros años de su vida, en compañía de su madre, Amina. Era entonces una costumbre en Meca enviar a los niños pequeños al cuidado de criadoras beduinas que vivían en el desierto. Sin embargo, ninguna de éstas últimas había aceptado encargarse de Muhammad porque era huérfano y su familia tenía una situación poca desahogada. Sin embargo, una mujer beduina, Halima, que no quería regresar con las manos vacías, y su marido aceptaron hacerse cargo del pequeño. "¡Acéptale! Quizá Dios nos otorgue su favor y las bendiciones entren en nuestra tienda," dijo él.

Efectivamente, la prosperidad nunca dejó de entrar en la casa del matrimonio. Siendo consciente de la bendición que el niño les reportaba, Halima, después de pasar dos años a cargo de Muhammad, le suplicó a su madre, Amina, que quería recuperar al niño, que le dejara a su cargo durante algún tiempo más.

Fue en el curso de este período, y antes de que Muhammad hubiera cumplido su tercer año, que se produjo un incidente muy importante. Un día, uno de sus hermanos de leche, corrió a ver a sus padres, muy asustado, y les dijo que había visto a algunas personas vestidas de blanco coger a Muhammad, echarle a tierra y abrirle el pecho. Los padres corrieron adonde se encontraba Muhammad y le encontraron pálido y con los ojos fijos en el cielo. Al ser preguntado, él les dijo que dos hombres vestidos de blanco habían venido del cielo, le habían retirado su corazón, le habían quitado un coágulo negro que había en él (la parte perteneciente a Satanás) y le habían vuelto a colocar el resto en su pecho después de haberlo lavado con agua (de Zam Zam), y él sentía todavía el frescor.

Halima se asustó tanto que decidió devolver el hijo a su madre, Amina.
A la edad de seis años, Muhammad, perdió a su madre que falleció cuando regresaba de visitar la tumba de su marido Abdullah, en las cercanías de Medina. El pequeño huérfano pasó entonces a estar bajo la tutela de su abuelo. Más tarde, a los ocho años, Muhammad perdió también a su abuelo y quedó entonces a cargo de su tío Abu Talib, que trabajaba como pastor para mantener a su familia. Bajo el cuidado y la protección de Abu Talib estuvo el Profeta durante muchos años. Más tarde, a la edad de 40 años, Muhammad recibió la primera revelación del Corán de parte del Arcángel Yibril (Gabriel) en la Cueva de Hiyra.

Amar y seguir al Profeta

Toda la comunidad musulmana (la Umma) muestra su amor hacia la figura del Profeta (PB). Cada musulmán lleva en su corazón y en su espíritu este amor y guarda en su memoria las palabras y actos del Profeta (PB) recogidos en los hadices.

Los sabios han detallado la historia de su vida (Sirah) y han compilado los hadices (sus dichos y actos) para que lleguen al conocimiento de los musulmanes ahora y siempre. Los musulmanes han enseñado a sus hijos a lo largo de los siglos todo este conocimiento, al mismo tiempo que la recitación del Corán.

Aunque el musulmán no puede disfrutar de la compañía física del Profeta, su compañía espiritual (Sobha) está siempre presente, tanto de día como de noche, y así será hasta el final de la vida en este mundo.

El Profeta (PB) encarna el Mensaje que ha sacado a la especie humana de las tinieblas hacia la luz. Dios ha querido que el Enviado encargado de esta misión haya sido un hombre dotado de las más altas cualidades. Sin embargo, el Mensajero de Dios sigue siendo sólo un hombre, aunque eso sí el hombre modelo para toda la Humanidad.

Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/noticias/43649-la_comunidad_islamica_de_espana_celebra_la_fiesta_de_al_maulid_an_nabawi.html