webislam

Viernes 28 Febrero 2020 | Al-Yuma 04 Rajab 1441
1139 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Noticias

?idn=3011

Musulmanes moderados: ¿El nuevo objetivo de la Administración Bush?

08/04/2002 - Autor: Muqtidar Jan Adrian
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

El pasado 21 de marzo, más de 150 agentes federales irrumpieron en las oficinas de varias organizaciones islámicas de EEUU y en los hogares de algunos de los miembros más respetados de la comunidad musulmana en el norte de Virginia.

El Instituto Internacional del Pensamiento Islámico (IIIT), con sede en Virginia, que fue uno de los objetivos del raid, ha estado al frente del pensamiento islámico más progresivo, liberal y avanzado en EEUU. Este instituto ha invertido millones de dólares y 20 años en la investigación de diversos aspectos relacionados con las ciencias sociales islámicas. También ha realizado esfuerzos en pro de la integración de los musulmanes en la sociedad e instituciones políticas del país. El Instituto jugó, en este sentido, un papel importante en la creación de organismos tales como el Consejo Musulmán Americano. Otro de los objetivos del raid fue la Escuela de Graduados en Ciencias Sociales Islámicas (GSISS), que mantiene un ideario similar al IIIT.

Según las autoridades federales, el propósito de esta acción era la de investigar posibles vínculos entre el IIIT y organizaciones terroristas. Sin embargo, nadie ha sido arrestado y tampoco han sido presentados cargos contra persona alguna. Los agentes federales estudiarán ahora el material impreso, los archivos y los ordenadores que han confiscado en las oficinas del IIIT.

La acción contra el IIIT y la GSISS es, en realidad, un ataque abierto contra las instituciones que representan a los musulmanes más moderados de EEUU. Si personas como Talha Alwani, presidente del GSISS, un conocido pensador liberal musulmán, es ahora víctima de una acción de este tipo, eso quiere decir que ningún musulmán puede sentirse ya a salvo en EEUU.

En los pasados meses, el presidente George W. Bush y su Administración han defraudado sistemáticamente a la comunidad musulmana de EEUU. Tras el 11 de septiembre, los musulmanes valoraron el gesto de Bush de visitar una mezquita en Washington  y consideraron que este hecho fue muy importante en lo que se refiere a la evitación de problemas y la protección de los derechos civiles, propiedades y lugares de culto de los musulmanes norteamericanos.

Sin embargo, durante este año, la Casa Blanca se ha vuelto completamente inaccesible para los musulmanes. La Administración Bush ha interrumpido todos los contactos previos existentes con las principales organizaciones islámicas del país. Incluso los contactos de relaciones públicas, que fueron rutinarios en el pasado, han quedado bloqueados. Asimismo, los líderes de organizaciones musulmanas que apoyaron la candidatura de Bush en las elecciones del año 2000 no tienen tampoco acceso al presidente en la actualidad.

Este alejamiento de la Administración Bush con respecto a los musulmanes norteamericanos unido a las acciones de las autoridades federales, hace algunos meses, en contra de las organizaciones caritativas islámicas y, en la actualidad, de las culturales y educativas, han creado entre los musulmanes norteamericanos una sensación de miedo e incertidumbre. Muchos se sienten ahora perseguidos por su gobierno. Hay que recordar que más de 1.000 personas, muchas de ellas musulmanas, se hallan detenidas en lugares desconocidos desde septiembre sin ser acusadas ni tener tampoco derecho a un abogado.

En el contexto internacional, la Administración Bush está encontrando una fuerte resistencia en sus planes bélicos contra Irak. Los países y los pueblos musulmanes de todo el mundo, incluyendo los que tradicionalmente han sido considerados como pronorteamericanos, se oponen a una agresión estadounidense contra Irak. En la reciente cumbre árabe de Beirut los líderes árabes han dejado claro que un ataque contra Irak sería una agresión contra todo el mundo árabe, y por ende musulmán. La guerra en Afganistán no va tan bien como se pretende oficialmente. Recientemente ha habido combates entre soldados norteamericanos y talibanes afganos en diversas partes del país.

En este marco, la mencionada acción contra los musulmanes moderados de EEUU podría ser considerada como un intento desesperado de las autoridades norteamericanas para encontrar algo que puedan usar para proclamar otra "victoria" en la guerra contra el terrorismo.

Sin embargo, uno de los efectos de ésta y otras acciones similares contra las instituciones que representan a los musulmanes moderados es que ellas parecen dar una mayor credibilidad a los argumentos de los musulmanes más radicales, que consideran que la actual campaña antiterrorista de EEUU es, en realidad, una guerra global contra el Islam. Dichas acciones también debilitan la posición de los musulmanes moderados que están invitando a la comunidad musulmana a hacer todo lo posible para eliminar el extremismo y la intolerancia dentro de la Ummah islámica.

Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/noticias/42184-musulmanes_moderados_el_nuevo_objetivo_de_la_administracion_bush.html