webislam

Jueves 19 Septiembre 2019 | Al-Jamis 19 Muharram 1441
1485 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Noticias

?idn=2472

Israel y EEUU imponen una solución militar a la cuestión palestina

16/12/2001 - Autor: Agencia Islámica de Noticias
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Mapa de la Franja de Gaza
Mapa de la Franja de Gaza

Israel y EEUU imponen una solución militar a la cuestión palestina presionando a la AP para que ejerza mediante el estado de excepción la represión de la Intifada en las Áreas Autónomas tras los atentados de Jerusalén y Haifa.

Es previsible que las próximas semanas traigan un aumento sin precedentes de los ataques contra la población civil palestina, mediante la imposición de bloqueos estrictos y la continuación de una campaña militar a gran escala. Junto a todo ello, la falta de transparencia y la ausencia de procedimientos democráticos en el seno de la AP se intensificarán mediante el ejercicio de la represión interna contra una población civil que ahora se ve obligada a luchar en más de un frente.

Tras los atentados ocurridos en Jerusalén y Haifa el pasado fin de semana, que se han cobrado la vida de cerca de 30 personas y han dejado más de 200 heridos, el Ejército israelí ha intensificado la represión contra la población civil palestina bombardeando la Franja de Gaza y la ciudad cisjordana de Jenín. En Gaza, seis palestinos han muerto por disparos de soldados israelíes, y cuatro palestinos murieron en la ciudad de Jenín.

Mientras la represión israelí sigue cobrándose vidas palestinas y la comunidad internacional ignora el llamamiento de las organizaciones civiles palestinas para el envío de una fuerza de protección internacional a los Territorios Ocupados (TTOO), el Primer Ministro israelí Ariel Sharon ha declarado en un discurso televisado que Yaser Arafat es "el principal obstáculo para la paz y la estabilidad en Oriente Próximo". A continuación, en un ejercicio de victimismo previsible, Ariel Sharon afirmó que el conflicto es "una guerra que se nos ha impuesto", y ha vuelto a reafirmarse en su intención de continuar con su política represiva en el actual contexto de "guerra contra el terrorismo" a nivel internacional. El Primer Ministro israelí ha anunciado igualmente su intención de presentar un "plan de lucha antiterrorista" ante el Consejo de Ministros.

EEUU respalda a Israel

La Administración norteamericana ha confirmado una vez más su pleno a apoyo a la política represiva israelí y ha justificado los ataques contra la población civil palestina. El portavoz de la Casa Blanca, Ari Fleischer, aseguró que "Israel tiene derecho a defenderse y el Presidente Bush lo entiende". Las palabras de Fleischer han contribuido aún más si cabe a desenmascarar las verdaderas intenciones de la Administración norteamericana, que tras el discurso pronunciado por Colin Powell el mes pasado viene reclamando un papel protagonista en la intermediación entre israelíes y palestinos, papel que los norteamericanos han intentado revitalizar con el envío de Anthony Zinni a la región. La Administración Bush, que sigue enfrentándose a sectores cada vez más numerosos de la opinión pública norteamericana y mundial sobre la legitimidad y validez de la campaña militar contra Afganistán y que ha señalado ya a los próximos objetivos de su particular "guerra contra el terrorismo" (Somalia, Yemen, Sudán y cómo no, Iraq), sigue demostrando que sus planes para la región tienen como base fundamental la protección de sus intereses estratégicos y militares y el mantenimiento de la hegemonía regional de Israel a cualquier precio. Por ello, EEUU no duda en hacer de nuevo patente su respaldo a Israel aceptando la premisa israelí de enmarcar la contención de la Intifada en la campaña contra el terrorismo que la Administración Bush ha puesto en marcha desde el pasado 11 de septiembre.

A esta explícita posición norteamericana ha de sumarse la incapacidad de la comunidad internacional con NNUU a la cabeza de condenar las acciones israelíes y de imponer criterios objetivos que permitan una resolución del conflicto basada en el cumplimiento íntegro de las resoluciones de NNUU relativas a la cuestión palestina (retirada de los TTOO y desmantelamiento de los asentamientos fundamentalmente) y en el respeto por el derecho internacional y las convenciones de derechos humanos vigentes, tal y como vienen reclamando desde hace tiempo todos los sectores representativos de la sociedad palestina.

Aumenta la represión de la AP contra la sociedad civil palestina

El discurso estadounidense, réplica de las palabras pronunciadas por Ariel Sharon en su discurso de hoy, vuelve a responsabilizar al pueblo palestino de la actual espiral de violencia que vive la zona y criminaliza a amplios sectores de la sociedad civil. En el día de hoy, más de 100 activistas palestinos vinculados con el movimiento Hamás han sido detenidos por las fuerzas de seguridad palestinas que, bajo el estado de excepción, adquieren plenos poderes para actuar en nombre de la AP en las Áreas Autónomas. Con ello, la AP vuelve a ejercer un papel subsidiario respecto a la política de represión israelí y "legitima" en términos prácticos el discurso contra el terrorismo que propugna EEUU y del que se sirve Israel para contener la Intifada; de igual modo, criminaliza a la población palestina y su derecho a resistir organizadamente a la ocupación militar de Israel.

En este contexto de represión y ataques contra la población civil palestina, es previsible que la AP se convierta en instrumento ejecutor de la política israelí en contra de su propia población, como viene ocurriendo desde el pasado mes de agosto tras el asesinato del ex ­ ministro israelí de turismo israelí Rehevam Zeevi. El enfrentamiento entre la AP y diversos sectores de la sociedad palestina tales como organizaciones de derechos humanos y partidos políticos (principalmente el FPLP y los movimientos islamistas) corre el riesgo de convertirse en un enfrentamiento civil de consecuencias imprevisibles para el futuro de la causa palestina y la lucha por los derechos nacionales del pueblo palestino.

El riesgo de ruptura de la sociedad civil palestina, intensificado tras años de desestructuración económica y social impuesta durante el proceso de Oslo, se ha traducido en un aumento espectacular de los niveles de represión interna en respuesta a las continuas protestas de los movimientos sociales, partidos políticos y asociaciones de derechos humanos palestinas. Es previsible que las próximas semanas traigan un aumento sin precedentes de los ataques contra la población civil palestina, mediante la imposición de bloqueos estrictos y la continuación de una campaña militar a gran escala. Junto a todo ello, la falta de transparencia y la ausencia de procedimientos democráticos en el seno de la AP, que vienen manifestándose en los últimos años, se intensificarán mediante el ejercicio de la represión interna contra una población civil que ahora se ve obligada a luchar en más de un frente.

Comité de Solidaridad con la Causa Árabe
Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/noticias/42017-israel_y_eeuu_imponen_una_solucion_militar_a_la_cuestion_palestina.html