webislam

Miercoles 16 Octubre 2019 | Al-Arbia 16 Safar 1441
704 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?=0

Relatos moriscos de la historia de Motril

La venganza de 1507.

13/02/2015 - Autor: Manuel Domínguez - Fuente: www.elfaromotril.es
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación


Torre de la Vela. Motril (Granada) (Foto: Manolo Dominguez).

Motril hasta bien entrado el último tercio del siglo XVIII, fue una población que necesitó vivir en continua alerta.

Se vivía con la obsesión de la defensa de la entonces villa, ya que su condición estratégica de frontera con un África del norte hostil y las características de sus habitantes, la mayoría moriscos, y por su estructura geográfica sin defensas naturales, podría ser presa fácil para los piratas berberiscos y las armadas turcas.

Esta situación de inseguridad defensiva, significó durante tres siglos una rémora importante para el desarrollo demográfico y económico de nuestra ciudad.

En los primeros años del siglo XVI, Motril, carecía de fortificaciones y de un sistema defensivo que protegiera la población. Sus antiguas murallas musulmanas y la alcazaba al-Xaiar, situada en la cumbre de lo después sería el Cerro de la Virgen de la Cabeza, habían sido derribadas por orden de los Reyes Católicos en 1499, subsistiendo apenas  las ruinas de una puerta en la calle Zapateros y el pequeño postigo de Beas. Por el momento no se había pensado en dotar la población de otra defensa, más que una exigua guarnición que se había establecido en la villa en 1493.

No se había construido aún la Iglesia Mayor, que se proyectaría en 1510 como una fortaleza y su terreno lo ocupaban una mezquita llamada al-Çijara y bastantes casas; sólo se podía usar como refugio en caso de ataque, la torre alminar de la mezquita mayor musulmana convertida en parroquia de Santiago y situada en la esquina de las actuales calle Zapateros y Muralla.

Motril fue atacado en numerosas ocasiones a lo largo de su historia de la Edad Moderna, pero el ataque más importante que soportará por sus implicaciones y consecuencias, fue el sufrido en la noche del 3 de diciembre de 1507.

Desde varios días antes, los habitantes de la villa estaban inquietos y preocupados porque el alguacil mayor Fernando de Castilla, musulmán llamado Muhammad Mogrid convertido y apadrinado por Fernando el Católico, había huido a mediados de noviembre a Berbería acompañado de algunas familias moriscas y se temía que regresara ayudado de piratas berberiscos para atacar la villa y llevarse con ellos a los musulmanes  motrileños.

Efectivamente, al atardecer del citado día 3 de diciembre se divisaron cerca de la playa de Trafalcasis, actual Torrenueva, nueve barcos de tipo fusta berberiscos.

Desembarcarían los invasores en la citada Trafalcasis y pasada la medianoche llegaron hasta la villa dando grandes voces en algarabía y tocando añafiles y otros instrumentos musulmanes. Nadie intentó detenerlos, puesto que no existía guarnición militar cristiana, ya que la poca que había se refugió días antes en el castillo de Salobreña y muchos de los habitantes  cristianos viejos de la villa se habían ido de Motril porque había una epidemia de peste.

Pronto la villa estuvo en sus manos y a los berberiscos se les unieron rápidamente muchos de los moriscos motrileños. Saquearon y quemaron casas de cristianos viejos y asaltaron el  Ayuntamiento y la cárcel, que en aquella época estaban juntos en el mismo edificio en la ya mencionada calle Zapateros, poniendo en libertad a todos los presos que en ella había.

En el Ayuntamiento forzaron el arca del Concejo y quemaron las capitulaciones originales que los Reyes Católicos habían otorgado a los moros de Motril el 3 de septiembre de 1500 y todos los documentos de privilegios, mercedes y franquicias que los reyes habían dado a los motrileños, así como numerosas escrituras públicas que allí se guardaban.

Desvalijaron, también, las tiendas de cristianos en la plaza pública y quemaron la casa del escribano público de la villa Hernán Vázquez, convirtiendo en cenizas los protocolos notariales, escrituras y títulos de propiedad que se archivaban en la  escribanía.

Los pocos cristianos viejos que había en Motril, entre ellos el bachiller Gonzalo Hernández de Herrera primer vicario de la villa, se refugiaron en la torre de Santiago o se dispersaron por la vega.

Con las primeras luces del alba los berberiscos abandonaron Motril, siendo acompañados por un número muy importante de moriscos locales que se fueron con ellos a África. También se llevaron consigo algunos cautivos, entre ellos al nuevo alguacil Pedro Sánchez de la Cuesta y a la mujer del escribano Vázquez.

Cuando llegó la ayuda desde Salobreña, comandada por Florestán de Salamanca, los berberiscos y los huidos motrileños se habían hecho a la mar en la playa de Carchuna.

La actuación  vengativa de Fernando de Castilla y la huida de los moriscos motrileños a África hay que enmarcarla, como afirma el doctor Malpica, dentro de la degradación muy acusada de la convivencia entre cristianos viejos y moriscos y cuando se produce el ataque  a Motril en la noche del 3 de diciembre, los moriscos motrileños se tomaron cumplida venganza en determinadas personas y representaciones castellanas, que para ellos significaban los símbolos de la represión a la que se les estaba sometiendo por los cristianos, como lo demuestra el ataque al Ayuntamiento, la quema de la casa del escribano, el hacer prisionero al alguacil y la quema y el destrozo de los documentos reales conservados en el arca del Consejo y los protocolos notariales, en especial la capitulación del Motril musulmán ante los Reyes Católicos.

Tres años después, en 1510, se repartirían por la Corona a cristianos viejos las propiedades  de tierras y casas que los moriscos huidos habían dejado abandonadas, lográndose que viniesen, no sin dificultades, a vivir a la villa motrileña 115 nuevos vecinos cristianos viejos, intentándose con ello la reactivación demográfica y económica de la zona, ya que la huida  morisca supuso una importa crisis en la pequeña villa de Motril.

URL: http://www.elfaromotril.es/?p=30020

Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/98174-relatos_moriscos_de_la_historia_de_motril.html