webislam

Miercoles 3 Junio 2020 | Al-Arbia 11 Shawwal 1441
1317 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?=0

Tratado del Salat I

“El Mensajero de Allah (s.a.s.) solía ponerse en pie mientras nosotros aún estábamos postrados.”

19/04/2013 - Autor: Imam Ahmad Ibn Hanbal - Fuente: Musulmanes Andaluces
  • 1me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación


Cuando el Imam levante su cabeza y haga el takbir, entonces levantad vuestras cabezas y haced el takbir.

Este pequeño tratado del Imam Ahmad Ibn Hanbal fue escrito hace varios cientos de años para los residentes de una villa en la que el Imam vivió durante algún tiempo.

Dicho tratado contiene una descripción completa y clara del Salat e incluye observaciones detalladas de los errores que el Imam Ahmad observó durante el tiempo de su permanencia en la villa. Fue y sigue siendo un trabajo de incalculable valor para todos los musulmanes, al clarificar muchos de los errores que se comenten durante el Salat, algunos de los cuales tan serios que pueden llevar a la invalidez del mismo.

¡Oh Gente! He estado realizando el Salat con vosotros y he observado que algunos de aquellos que lo hacían en vuestras mezquitas se adelantaban al Imam en los movimientos del ruku’a (inclinación), del suyud (postración) y al levantarse de ésta y al volver de nuevo a hacerla, y habéis de saber que el Salat no es válido para aquel que se adelanta al Imam. La prueba de esto se halla en los hadices del Profeta (s.a.s.) y en las narraciones de los Compañeros, tal y como se dice en el siguiente hadiz en el que dijo:

“¿Acaso no le asusta a aquel que levanta su cabeza antes que el Imam de que Allah transforme su cabeza en la de un burro?” (Narrado por Bujari y Muslim)

En otra narración él (s.a.s.) dijo: “en la forma de un perro” (Ibn Hibban). Por tanto, se trata de un Salat mal hecho, y no es válido para aquel que lo haya hecho, pues si realmente fuera válido habría de esperar la recompensa y no el castigo según el cual Allah transformaría su cabeza en la de un perro o un burro.

También se ha narrado que él (s.a.s.) dijo:

“El Imam debe hacer el ruku’a (inclinación) antes que vosotros, postrarse antes que vosotros y ponerse en pie antes que vosotros.” (Narrado por Muslim)

También ha sido narrado que Al-Barra’ Ibn ‘Azib dijo:

“Solíamos hacer el Salat detrás del Profeta (s.a.s.) y cuando él bajaba para postrarse, ninguno de nosotros doblaba su espalda hasta que el Mensajero de Allah (s.a.s.) había colocado su frente en el suelo. Después todos le seguíamos.” (Narrado por Bujari y Muslim)

Y se ha transmitido de los Compañeros del Profeta (s.a.s.) que ellos dijeron:

“El Mensajero de Allah (s.a.s.) solía ponerse en pie mientras nosotros aún estábamos postrados.”

Y de Ibn Mas’ud (r.a.) se he transmitido que miró hacia uno  que se había adelantado al Imam y le dijo:

“No has hecho el Salat sólo, ni has seguido al Imam (es decir, no has hecho el Salat en comunidad). Quien no hace el Salat sólo ni con el Imam no ha hecho ningún tipo de Salat.”

Se ha narrado de Ibn ‘Umar (r.a.) que miró a un hombre que se había adelantado al Imam y le dijo:

“No has hecho el Salat sólo, ni con el Imam. Le reprendió y le ordenó repetir de nuevo el Salat”. Obviamente si, en la opinión de ‘Abdullah ibn ‘Umar, su Salat hubiese sido aceptado no le hubiera ordenado repetirlo.

Hittan ibn ‘Abdullah Ar-Raqashi dijo, Abu Musa Al-Ash’ari nos dirigía en el Salat, y mientras se hallaba sentado durante el Salat, un hombre de entre la gente dijo: “¿Ha sido vinculado el Salat a las buenas acciones y al Zakat?”. Cuando Abu Musa finalizó el Salat, abandonó la mezquita y dijo: “¿Quién de vosotros ha pronunciado estas palabras?”. La gente permaneció en silencio. Volvió a repetir de nuevo la pregunta y de nuevo la gente no dijo nada. En vista de lo cual dijo, “¿Tal vez fuiste tú, Hittan?”, y Hittan replicó: “”Por Allah, no fui yo quien lo dije, pero me temía que me culparías por ello.” Entonces un hombre de los presentes dijo: “Yo lo dije, pero mi intención era buena al decirlo.” Abu Musa Al-Ash’ari dijo: “¿No sabes lo que decir durante tu Salat?, en verdad, el Mensajero de Allah (s.a.s.) nos explicó nuestra Sunna (es decir, el Salat) y que decir durante el mismo.” Y dijo: “Cuando realicéis el Salat, debéis formar filas, luego uno de vosotros debe dirigir al resto en el Salat, y cuando él diga: Allahu Akbar, entonces haced el takbir (es decir, pronunciar Allahu Akbar) tras él y cuando él recite, estad en silencio, y cuando el diga Sirat al ladzina An’anta ‘alayhim gairi al magdubi ‘alayhim wa la ad- dalin (última aya de la sura al-Fátiha), decid Amin, y Allah os responderá. Luego, cuando el Imam haga de nuevo el takbir  y se incline (ruku’a), haced el takbir tras él e inclinaros tras él, pues en verdad, el Imam debe hacer el ruku’a (la inclinación) antes que vosotros y volver a la posición erguida antes que vosotros.”

El Mensajero de Allah (s.a.s.) ha dicho: “Esto seguido por aquello. (Es decir, la acción del Imam seguida por la acción del resto.) Y cuando el Imam levanta su cabeza y dice: ‘Sami’Allahu liman hamidah,’ (Allah escucha a aquel que se le dirige), entonces levantad vuestras cabezas y decid: ‘Allahumma Rabbana wa laka al-hamd’ (Oh Allah Tú eres nuestro Señor, para Ti sea toda la alabanza), pues Allah escucha vuestras palabras. Luego, cuando el Imam dice: ‘Allahu Akbar’ y se postra y luego hace el takbir postraos tras él. Y cuando levanta su cabeza y hace el takbir, levantad vuestras cabezas y haced el takbir tras él.”

El Profeta (s.a.s.) dijo:

“Esto seguido por aquello”. Y cuando él se siente, la primer acosa que cada uno debe decir es: ‘At-Tahiyyatu lillahi, wa salatu wa tayyibatu...’ hasta finalizar el tashahud.”

El Profeta (s.a.s.) dijo:

“Cuando el Imam haga el takbir, entonces haced el takbir”. Lo cual significa: Esperad hasta que el Imam haya completado el takbir y su voz ya no se escuche, y luego decid ‘Allahu Akbar’ (takbir) tras él. Mucha gente no entiende bien el significado de estos hadices e ignoran su verdadero significado, y no hacen el Salat de forma correcta y son descuidados en el cumplimiento del Salat. En el momento en el que el Imam dice Allahu Akbar también ellos dicen lo mismo y esto es un error pues no se ha de pronunciarlo hasta que el Imam haya finalizado completamente de pronunciar su takbir.

Y es por esto por lo que el Profeta (s.a.s) dijo:

“Cuando el Imam pronuncie el takbir, entonces haced el takbir – y no se puede considerar que el Imam haya hecho el takbir hasta que lo complete totalmente, pues si dijera: ‘Allahu...’ y luego se quedara callado, no se podría decir que hubiera hecho el takbir hasta que lo completara, diciendo Allahu Akbar tras lo cual la gente puede seguirle pronunciando lo mismo que él. Hacer el takbir con el Imam es erróneo y es abandonar las enseñanzas del Profeta (s.a.s.).

De igual modo, cuando el Mensajero de Allah (s.a.s.) dijo:

“Cuando el Imam hace el takbir, haced vosotros el takbir.”

Si el Imam no tiene conocimiento del Fiqh, entonces puede alargar el takbir debido a su ignorancia haciendo que aquellos que realicen el Salat con él acorten su takbir, anticipándose así al Imam antes de que éste complete su takbir, y todo aquel que diga: Allah Akbar antes del Imam, su Salat no es aceptado.

El dicho del Profeta (s.a.s.):

“Cuando el Imam haga el takbir y se incline, entonces haced el takbir e inclinaros,” –significa que los demás deben esperar y permanecer de pie hasta que él haya dicho: Allah Akbar y su voz haya dejado de escucharse”.

Y el dicho del Profeta (s.a.s.):

“Y cuando él levante su cabeza y diga: Sami’Allahu liman hanidah, entonces levantad vuestras cabezas y decid: Allahumma rabbana wa laka al-hamd, significa que los demás deben esperar y permanecer en la posición inclinada hasta que el Imam haya levantado su cabeza y dicho: Sami’Allahu liman hamidah.”

Y él (s.a.s.) también dijo:

“Cuando el Imam dice el takbir y se postra...” significa que los demás deben permanecer de pie hasta que él diga: Allah Akbar y se postre, colocando su frente en el suelo, y luego los demás han de hacer los mismo. Esto ha sido confirmado por una narración de Barra Ibn ‘Azib, y todo lo que hemos dicho está confirmado por las palabras del Profeta (s.a.s.): “El Imam debe inclinarse antes que vosotros y volver a la posición erguida antes que vosotros.”

El dicho del Profeta (s.a.s.):

“Cuando el Imam levante su cabeza y haga el takbir, entonces levantad vuestras cabezas y haced el takbir, -significa: que los demás deben permanecer en el suyud (postración) hasta que el Imam levante su cabeza y haya dicho: Allahu Akbar, y su voz haya dejado de escucharse, y luego los demás han de levantar sus cabezas igualmente.”

“Esto seguido por aquello” –este dicho del Profeta (s.a.s.) se refiere para todo cambio de postura ya sea para levantarse o para agacharse. ¡Reflexionad acerca de esto!!. Observadlo y perfeccionadlo y sabed que la mayoría de los Salat de la gente no son aceptados porque se anticipan al Imam tanto al inclinarse como al postrarse como al levantarse.


Anuncios
Relacionados

Salat: la luz de mis ojos

Artículos - 05/01/2001

La mujer, los perfumes y el salat

Artículos - 18/03/2001

El Salat

Artículos - 14/09/2001



play
play
play
play
play
play
play
play

 

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/85211-tratado_del_salat_i.html