webislam

Miercoles 19 Febrero 2020 | Al-Arbia 24 Jumada al-Zani 1441
588 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?=0

Libertinaje del mercado

La empresa privada y la inversión extranjera

22/12/2012 - Autor: Dr. Armando Bukele Kattan - Fuente: Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Halal: Un mercado global
Un mercado global

El libertinaje del libre mercado produjo enormes problemas y tiene al Mundo al borde de la quiebra. Estados Unidos ya lo comprendió y está tratando de corregirlo con una buena dosis de intervención estatal.

Es cierto que la empresa privada y la inversión extranjera deben fomentarse, pero debe de establecerse un marco de referencia, con reglas claras del juego y donde el estado supervise y corrija las disfuncionalidades y frene los abusos y permita una libre y clara competencia. Estados Unidos ya se dio cuenta que se tiene que regular los mercados y que cierta intervención  estatal es necesaria. El mismo ex-Presidente  de la Reserva Federal de  Estados Unidos (FED) Alan Greenspan, reconoció desde el 2009 que “estaba equivocado, al evitar la regulación del sistema financiero “. Y luego, continuaba:

El “libre mercado” donde las empresas se vigilan y controlan ellas mismas, fracasó. Una dosis de intervención estatal se vuelve necesaria. Y luego continuaba:
“La caída de los mercados en el 2008 en los Estados Unidos me dejó en un estado de incredulidad”. Los Estados Unidos  fallaron por la falta de regulación de los mercados; pero nuestro país, fallo por eso, pero también por otra serie de situaciones, que en Estados Unidos no han sido nunca toleradas y que incluso son tipificadas como delitos; y los dirigentes de Empresas que son hallados culpables, de algunas de ellas, han sido condenados.

Nuestro país no solo ha fallado en este campo, sino en una serie de anomalías que en Estados Unidos constituyen delito y que no deben seguir permitiéndose, a saber:

• Conformación de monopolios
• Eliminación de la competencia
• Maquillaje de balances
• Manipulación del valor de las acciones en  el mercado financiero
• Utilizar información confidencial para provecho personal
• Dañar a pequeños inversionistas
• Evasión fiscal
• Abuso de posición dominante

Claro, hay también empresas de todo tamaño, incluso grandes, que actúan correctamente, y que pagan adecuadamente sus impuestos y que cumplen con la ley. Pero eso no significa que no haya otras que incumplen algunos, o hasta todos, los problemas anteriormente mencionados.

En el pasado no se hizo nada para evitarlo. Esperamos que este Gobierno al fin haga algo. Si no, habría que esperar a un nuevo Gobierno que lo haga; aunque podría ser, ojalá no suceda, que incluso se de un retroceso. Pero tarde o temprano este control tendría que hacerse. Ahora es un caso de justicia, en el futuro será también una necesidad aparente. Las 2 macro-crisis históricas: La crisis del totalitarismo y la crisis actual del neoliberalismo, si bien antagónicas en su doctrina económica, fallaron por el mismo defecto: El desconocimiento de la naturaleza humana.

En el totalitarismo se neutralizó la iniciativa privada y  por ello se lentificó el desarrollo económico; en el neoliberalismo, no se puso control a la ambición humana. En él, los grandes sin control – aplastaron a los débiles; se redujo así el consumo y luego  los grandes, sin consumidores, se  aplastaron a si mismos.

Bien lo dijo Joao Mello: EL Neoliberalismo es una doctrina que concibe al Mundo como un corral donde las gallinas andan sueltas… y también la zorra.

El problema del capitalismo es el reparto de la riqueza. Una Empresa privada se constituye para trabajar con eficiencia  y ganar dinero y ganará cuanto se le permita. La Teoría del Rebalse no funciona. El Sistema de que el empresario llene sus tanques de riqueza, para que cuando rebalsen  beneficien a todos los demás, no deja de ser utópico. La eficiencia empresarial hace reaccionar, haciendo los tanques más grandes, antes de que estos rebalsen. Fuera de ello, si eso es así en tiempos de abundancia, lo es aun más en tiempo de crisis; ya que en este caso, los tanques nunca se llenan, y por consiguiente nunca se rebalsan, aunque no se haya incrementado su tamaño.

Por ello se necesita el papel regulador del Estado; aplicando los impuestos correspondientes; repartiendo adecuadamente los ingresos; defendiendo a los débiles; interviniendo, cuando el mercado se distorsiona; evitando los cárteles oligopólicos; el abuso de los fuertes; cumpliendo con la justicia, basado en el principio fundamental de que todos los hombres somos iguales ante la ley y también ante los encargados de aplicarla y teniendo como objetivo, administrar con eficiencia y honestidad los ingresos gubernamentales y asegurando a todos los habitantes de la República, el goce de sus derechos fundamentales, consagrados en la Constitución política. El Gobierno es así un ente regulador, o al menos, debería serlo.

Dios mediante, nuestro país cambie definitivamente, sea con quien sea. Menos mal que el pueblo salvadoreño es aguantador; si no, estaríamos completamente, y no solo, parcialmente acabados.



Anuncios
Relacionados

Busca el Reino de Dios y su Justicia

Artículos - 04/02/2012

Yala como confluencia espiritual

Artículos - 10/08/2015

Iniciación a la iniciación

Artículos - 14/02/1999



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/82005-libertinaje_del_mercado.html