webislam

Lunes 16 Diciembre 2019 | Al-Iznain 18 Rabi al-Zani 1441
733 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?=0

Conferencia impartida por Sirin Adlbi Sibai en el marco del encuentro civil euromediterráneo

Las mujeres y los cambios políticos y sociales en el sur del mediterráneo. La cooperación puede y debe darse en los términos de un intercambio mutuo y enriquecedor de experiencias

11/07/2012 - Autor: Sirin Adlbi Sibai - Fuente: Más De Una Voz
  • 6me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación


Mujeres Sirias Libres

Hoy vengo aquí a hablar desde mi doble condición, de académica que estudia y ha estudiado los movimientos de las mujeres árabes y musulmanas y sus discursos, pero también como activista. Como una mujer hispano-siria, musulmana, que ha sido activa en la lucha por los derechos y la dignidad de las mujeres y también la de todos los individuos en general, especialmente, en las sociedades de los países de mayoría de población árabe y musulmana. Así como hablo desde el punto de vista de una persona que ha vivido y vive con ilusión, esperanza, también ansiedad y preocupación, los procesos revolucionarios que se abrieron en estos países desde finales del 2010 en Túnez y que se extendieron por toda la región hasta el día de hoy, hablo como opositora al régimen sirio de los Assad y como alguien que ha vivido su represión en su propia piel, pues soy hija de exiliados políticos sirios.

Hablo entonces desde la perspectiva de alguien que, desde el lugar en el que está, a caballo entre varios mundos: española de origen sirio, residente en Marruecos, ha vivido y sigue viviendo activa y plenamente estas revoluciones contra unos regímenes que nos han oprimido durante medio siglo.

Cuando digo regímenes, no me estoy refiriendo sólo a las estructuras políticas y gubernamentales estatales, sino también a todo un conglomerado de aparatos sociales, culturales y económicos, patriarcales, nacionales, regionales e internacionales, imbricados inextricablemente los unos con los otros.

Hablo también desde el punto de vista de alguien que conoce bien cuáles son los elementos culturales, morales, psicológicos, históricos, humanos, políticos, geográficos y humanos que nos unen a las diferentes poblaciones de los países árabes y/o musulmanes y, al mismo tiempo, soy plenamente consciente de las importantes particularidades locales que nos diferencian.

*******
Pienso que hoy debería comenzar por aclarar una serie de elementos básicos respecto a los procesos revolucionarios que estamos viviendo y respecto al papel y situación de las mujeres en ellos.

Este ejercicio es necesario, en el camino de descolonizar nuestro conocimiento, ya que existen toda una serie de categorías, conceptos y premisas básicas de análisis, indiscutidas, que son altamente problemáticos y que informan la aproximación hegemónica existente hacia las realidades de las mujeres árabes y musulmanas y la de nuestros países en general.

Citaré fugazmente algunas y seré muy esquemática en mi planteamiento a efectos prácticos:

-En primer lugar, las revoluciones aún no han hecho sino comenzar… de ningún modo han terminado. Estamos aún en pleno proceso de comienzo de las mismas y por lo tanto aún es muy temprano hacer balances definitivos

-No es cierto que estas revoluciones no hayan afectado al estatus de las mujeres en los países en las que se han producido, siendo una de las constantes fuertes en la misma la imposición de su presencia activa y la presencia fuerte de su imagen y su voz, eso en sí mismo ya es una revolución.

-Sin plantear aquí una conclusión definitiva, sin duda, se ha producido un cambio decisivo en la producción de las subjetividades e intersubjetividades de las mujeres árabes y musulmanas en el contexto revolucionario e, igualmente, en el modo en el que se producen las mismas y las estrategias que utilizan.

-Pienso que se deben superar lo que denomino “los análisis subdesarrollados del subdesarrollo”: no es científico, ni es serio, interpretar la situación negativa de gran parte de las mujeres en los países árabes a partir de variables unívocas como puede ser la cultura, representándolo como un bloque homogéneo y estático e ignorando toda la serie de factores económicos, políticos, sociológicos, históricos, geopolíticos, etc. que informan complejamente estas realidades. Debemos superar los enfoques culturalistas, aquellos que en opinión de Samir Amin, terminan esencializando y naturalizando las identidades culturales.

-En cambio, es necesario un enfoque integrado, una aproximación que parta de la interseccionalidad de toda esta serie compleja de elementos y estructuras que definen las diversas realidades. La situación desfavorable de las mujeres árabes y/o musulmanas no es o, al menos, no es debida exclusivamente, ni mucho menos especialmente, al ascenso de corrientes conservadoras ni tampoco a prácticas culturales ancestrales. Ojo, porque con ello no estoy negando el peso de las instituciones culturales en la perpetuación o, al menos, justificación de las situaciones de injusticia y desigualdad, sino que, insisto, quiero hacer hincapié en la necesidad de identificar el problema en toda su complejidad, para del mismo modo, ser capaces de re-diseñar y re-pensar soluciones igualmente complejas.

-El ascenso de los islamismos en los países de mayoría de población árabe y musulmana no supone necesariamente un retroceso en los derechos de las mujeres. El islamismo no es tampoco un movimiento homogéneo, sino por el contrario, es este un nombre “fetiche” que no se sabe muy bien a qué hace referencia, puesto que aúna un sinfín de vertientes, incluso contradictorias y que pueden suponer grados muy variados de progreso y emancipación.

-Los regímenes dictatoriales en la región han utilizado y siguen utilizando continuamente la cuestión de los derechos de las mujeres para mejorar su imagen de cara al exterior y uno de los discursos que ha informado la empresa contra-revolucionaria de estos propios regímenes y de los sectores internos y externos que les apoyan ha sido  el del espantajo de un islamismo oscurantista en ascenso que conllevará una subyugación automática e irrevocable de las mujeres. Al mismo tiempo que estos regímenes, en los últimos 50 años han sido uno de los factores principales que han propiciado, alentado e incluso financiado, en algunos casos, el ascenso de grupos radicales en detrimento de grupos políticos y sociales islámicos progresistas.
-No es posible hablar empleando títulos grandes como “la situación de las mujeres en los países árabes”, puesto que no solamente de un país a otro cambia radicalmente esta situación, sino que dentro de un mismo país, atendiendo a elementos como pueden ser la clase o la raza, o las categorías campo/ciudad, entre otros muchos, también encontramos una variedad y una complejidad difícilmente resumible. La solución, por lo tanto, es contextualizar lo máximo posible los análisis y localizarlos.

-La participación de las mujeres en las revoluciones árabes ha sido numerosa y activa, sin embargo, varía notablemente tanto el tipo, las estrategias y los métodos de participación de un país a otro, como en contrapartida, varían también las estrategias diferentes empleadas por los regímenes para reprimir, frenar o aplastar esta participación. Estrategias que han oscilado desde la humillación pública, hasta el acoso sexual, la violación, la tortura y el asesinato, en todas sus vertientes.

-Los movimientos feministas en los países árabes han jugado, desde luego, un papel importante en la consecución de derechos e igualdad para las mujeres y han sido determinantes a la hora de crear conciencia y abrir espacios de lucha para las mujeres, especialmente en las últimas dos décadas. Estos movimientos han encontrado resistencias importantes en sus diferentes sociedades que, a pesar de la consecución de grandes logros, han empujado a su fracaso en algunos aspectos importantes. Sin embargo, estos “fracasos” no atienden exclusivamente a factores externos, sino que los propios movimientos feministas árabes también asumen esta responsabilidad en gran medida. Los movimientos feministas árabes deben replantearse estructuralmente sus discursos, las estrategias que han seguido y las importantes deficiencias existentes en su trabajo, organización y actitud.

-Algunas de estas deficiencias, como algunos de los principales frenos al trabajo que han desarrollado y que están desarrollando son el carácter mayoritariamente clasista y burgués de estos grupos de mujeres, la falta de base social y de credibilidad, la distancia de sus propias sociedades. Así como los discursos sectarios, radicales y a menudo excluyentes y carentes de espíritu democrático en referencia a otros sectores de la sociedad o incluso con respecto al resto de las mujeres de sus propias sociedades. No olvido tampoco mencionar la falta de realismo con respecto al contexto en el que se trabaja y los discursos feministas institucionales rancios y desfasados en gran medida que tienen como objetivo, más que progresar en el campo de los derechos de las mujeres, granjearse simpatías tanto de las instituciones gubernamentales y estatales, como de las organizaciones internacionales.

-De cara al futuro inmediato, en el contexto de las revoluciones en curso, existen una serie de evidencias, a tomar en cuenta tanto por los movimientos feministas árabes como por las instituciones internacionales que persiguen una cooperación que tiene como objetivo la mejora del estatus de las mujeres:

-Primero, es necesario replantear radicalmente las estrategias de cooperación, y plantear nuevos caminos en los que se abran las puertas a los actores emergentes en la región, como son los partidos islamistas y especialmente las asociaciones de mujeres ligadas a los mismos.

-Las asociaciones de mujeres islamistas, en su variedad, han supuesto habitualmente un factor de sana tensión al interior de sus partidos, generando debates y también sufriendo la resistencia de los varones hacia la apertura y una mayor atención hacia la lucha femenina, e incluso su propia exclusión, la de estas mujeres, en algunas ocasiones.
-La cooperación es, sin duda, posible y muy necesaria. Tenemos muchísimo que aprender las unas de las otras. No sólo las mujeres árabes de las mujeres occidentales, sino también lo contrario. Igualmente, las mujeres árabes entre sí: deben abrir con urgencia un proceso de diálogo interno: salvando las barreras de la clase y la ideología.
-La cooperación, como acabo de decir, es posible y necesaria, pero igualmente es urgente replantear una cooperación en base a la igualdad de las diferentes partes. Me estoy refiriendo a una cooperación dialógica en la que ya no haya cabida a imposiciones coloniales, tanto de modelos de desarrollo, como de progreso o emancipación. Tenemos que ser conscientes de que se abre una nueva era, en la que nos enfrentamos a unas nuevas realidades en las que los pueblos árabes y/o musulmanes están exigiendo su verdadera autodeterminación.

-La cooperación, por lo tanto, puede y debe darse en los términos de un intercambio mutuo y enriquecedor de experiencias, en las que no haya camino a la imposición, sino que tenga por objetivo este intercambio, en el que las diferentes luchas sean tomadas como fuente de inspiración para el trazado de estrategias locales propias que, desde luego, tienen que ser y serán diferentes. Planteando la diferencia como un elemento de riqueza y de desarrollo en sí misma.

Por último, deseo que me permitáis concluir haciendo especial referencia a la revolución que está teniendo lugar en mi país de origen, Siria. Y al papel que las mujeres estamos teniendo en la misma.

En Siria hoy ya han sido asesinadas más de 17.000 personas por parte del régimen genocida de los Assad… Más de 1200 son mujeres y más de 1300 son niños. Estamos viviendo una situación verdaderamente catastrófica en la que nos encontramos absolutamente solos… la Comunidad Internacional participa de forma pasiva en este genocidio a través de su silencio y el alargamiento de treguas, planes y plazos obsoletos. Así como también existe la participación activa de Rusia, China e Irán, principalmente, que suministran al régimen de apoyo logístico y armamentístico, además de las injerencias sistemáticas, sobre todo de Rusia, en nuestro país.

La revolución siria tiene rostro de mujer y de niño. En Siria, la revolución la comenzó una chica de 17 años, además de unos niños de entre 7 y 14 años del pueblo de Deraa. Esta chica, Tal el Mallohi, era una bloguera que denunció la situación de injusticia con unos breves versos en su blog… fue secuestrada, detenida, torturada y acusada de espionaje y condenada a cinco años de cárcel. Se encuentra en paradero desconocido.
El régimen está utilizando de manera sistemática la violación para aplastar nuestra revolución. Además, desgraciadamente en esta cuestión hay igualdad de género, porque la violación no se emplea exclusivamente contra las mujeres, sino también contra hombres, jóvenes, niños e incluso ancianos.

Tenemos que contextualizar los análisis y observar cuáles son las necesidades concretas de las mujeres de los diferentes países y cuáles son sus reivindicaciones. Porque, por ejemplo, hoy en Siria, nosotras las mujeres, junto con nuestros hermanos hombres y nuestros niños, tenemos una sola voz y una sola petición, que caiga el régimen asesino. No podemos plantear nada más hasta que esto suceda. Nuestra petición hoy, es la de poder sobrevivir, a secas… puesto que nuestra simple existencia y la de nuestras familias está en peligro. Sin embargo, no queremos vivir de cualquier manera, sino que queremos vivir en libertad, en dignidad y en justicia y uno de nuestros principales lemas es: la muerte antes que la humillación (0).

Finalizo ya, si me lo permitís, proyectando este pequeño homenaje a las mujeres sirias… que yo hago extensivo a las muejeres árabes y/o musulmanas en general y especialmente a aquellas que han participado activamente en las revoluciones y han sufrido las consecuencias de la represión…

http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=v6Bbade9H_A

Nota.
(0) En madrid nos vamos a manifestar este sábado a las 12h desde el banco chino de comercio (en cibeles) hasta la ensangretada emabajada rusa bajo el lema "Siria agoniza, rusia y china nos estan matando" pedimos que vengan todos los que puedan y que el que no pueda avise a sus amigos y conocidos de este acto. Nuestra principal intención es dejar bien claro que estos dos imperios son responsables de cada gota de sangre que se sigue derramando en siria. pedimos tb a todo el mundo que no compre sus productos y que evite en la medida de lo posible las relaciones comerciales con estos paises en protesta por el genocidio en siria.

Anuncios
Relacionados

La cuestión del velo islámico

Artículos - 14/04/2005

Las mujeres iraquíes viven excluidas de la política

Artículos - 08/04/2006

En casa, Jomeini era amable

Artículos - 10/04/2008


4 Comentarios

Manuel Fernadez dijo el 11/07/2012 a las 13:45h:

Enhorabuena por seguir sirviendo a los intereses sionistas!!!, sois los responsables de tanta sangre de inocentes derramadada. Allahu Akbar!!!

Salam Adlbi dijo el 11/07/2012 a las 16:48h:

Estimado Manuel, que te ilumine la misma luz que iluminó la mirada de Raiaan, de 3 años cuando fue asesinada por un francotirador del régimen de los Asad hace unosj días. Una luz llena de esperanza en su pueblo y en su derecho legítimo a derrocar una dictadura policial y sangrienta. Quizás debas ver las fotos de Putin con su señor Netanyahu, quizás te ayude a reflexionar sobre el sionismo y sus seguidores. Un cordial saludo.

Maria Jesus Gayol dijo el 11/07/2012 a las 20:47h:

Me encantó la fuerza con la que escribe Sirin. Estoy de acuerdo en prácticamente la totalidad de su discurso. Sin embargo, me sorprende que no considere la multidimensión geopolítica del problema sirio existiendo como existe una participación activa de intereses... otra cosa es la acción de las instituciones internacionales... que tambien están controladas...¿o no?

Maria Jesus Gayol dijo el 11/07/2012 a las 20:57h:

Me encantó la fuerza con la que escribe Sirin. Estoy de acuerdo en prácticamente la totalidad de su discurso. Sin embargo, me sorprende que no considere la multidimensión geopolítica del problema sirio existiendo como existe una participación activa de intereses... otra cosa es la acción de las instituciones internacionales... que tambien están controladas...¿o no?


Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/74755-conferencia_impartida_por_sirin_adlbi_sibai_en_el_marco_del_encuentro_civil_euro.html