webislam

Domingo 8 Diciembre 2019 | Al-Ajad 10 Rabi al-Zani 1441
557 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=18589

¿Un Octubre del mundo árabe?

Es demasiado pronto para formular pronósticos de largo plazo, pero ¿quién podría ahora atreverse a descartar la posibilidad de que el mundo árabe también tenga su Octubre?

14/02/2011 - Autor: Atilio Borón - Fuente: kaosenlared.net
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Masas de personas copan las calles de las principales ‎ciudades de Medio Oriente.
Masas de personas copan las calles de las principales ‎ciudades de Medio Oriente.

El discurso pronunciado el jueves por Hosni Mubarak cayó como un balde de agua helada ‎sobre los manifestantes reunidos en la Plaza Tahrir de El Cairo. Había cundido la ilusión de que ‎el vetusto dictador anunciaría su retiro de la vida pública y que abriría las puertas para ‎constituir un “comité de salvación nacional” para hacerse provisoriamente cargo del ‎gobierno, convocar a una asamblea constituyente, establecer una nueva institucionalidad ‎democrática, llamar a elecciones y formar, finalmente, un gobierno legítimo.

En lugar de eso Mubarak ratificó su continuidad en el mando hasta las programadas ‎elecciones de septiembre, aún cuando transfiriendo algunas de sus prerrogativas a su ‎vicepresidente Omar Suleiman y otras, no demasiado especificadas, al alto mando militar. De ‎hecho, lo que hizo fue decirle al pueblo movilizado desde hacía 17 días que todo había sido en ‎vano. Lo suyo fue una postrera provocación, que en la mente de un argentino no podía sino ‎recordar al absurdo discurso pronunciado por Fernando de la Rúa la noche del 19 de ‎Diciembre del 2001.

En ambos casos los mandatarios ya desahuciados pretendieron apagar el incendio arrojando ‎gasolina sobre las llamas. Y así les fue. La formidable reacción que produjo el discurso de ‎Mubarak desencadenó la “tormenta perfecta” tan temida por Hillary Clinton y el tirano ‎egipcio tuvo que fugarse ignominiosamente de El Cairo para poder salvar su pellejo... y su ‎colosal fortuna.

La renuncia de Mubarak significa no sólo su desaparición de la escena pública egipcia sino algo ‎mucho más importante: el derrumbe de un régimen que poco después de la muerte de ‎Nasser, en 1970, se había convertido en el gran gendarme regional de los Estados Unidos y en ‎el paraguas protector de Israel, convalidando con su ascendiente sobre el mundo árabe el ‎lento genocidio de la nación palestina.

Tal como lo escribiera uno de los ideólogos del imperio en el New York Times, Thomas ‎Friedman, “Egipto ya nunca volverá a ser lo que fue.” Efectivamente: y ese es el dolor de ‎cabeza que tienen hoy los administradores imperiales porque el delicado tablero geopolítico ‎de Medio Oriente saltó por los aires. Era una mesa de tres patas: Irán, Egipto e Israel. La ‎primera pata fue quebrada por la revolución islámica en 1979; con dos, su inestabilidad se ‎hizo crónica.

Removida la pata egipcia, el tablero de la región crucial del planeta en materia petrolera se ‎desbarató irreparablemente. Estados Unidos, sostén financiero y político del régimen por ‎cuarenta años demostró su impotencia cuando las masas egipcias se adueñaron de calles y ‎plazas y tuvo que resignarse a ser un sorprendido espectador de la crisis, una lección de la ‎cual los pueblos de todo el mundo deberían tomar nota.

Ahora, el tantas veces mentado “efecto dominó” dejó de ser una pesadilla de los ‎imperialistas para convertirse en una realidad: no había pasado una hora de conocida la ‎noticia de la renuncia de Mubarak cuando las masas copaban las calles de las principales ‎ciudades de Medio Oriente, y de manera multitudinaria en Argelia, para celebrar la caída del ‎régimen. Ya los tiranos de Jordania y Yemen se habían visto obligados a hacer algunas ‎pequeñas, oportunistas y demagógicas concesiones y en la mismísima Arabia Saudí -donde ‎los partidos políticos están expresamente prohibidos- vio como hace unos días se anunciaba públicamente la ‎formación de uno que, para estupor universal, no fue inmediatamente disuelto y sus líderes ‎encarcelados por el régimen.

El rey Abdullah, gran amigo de EEUU y a quien, para delicia del complejo militar-industrial, le ‎acaba de adquirir armamentos por valor de 60.000 millones de dólares, está oportunamente ‎poniendo sus barbas en remojo para evitar ser afeitado en seco por sus opositores.

En 18 heroicas jornadas de lucha el pueblo egipcio fue el gran protagonista de un ‎acontecimiento que el viejo Hegel no hubiera dudado de caracterizar como de significación ‎‎“histórico universal.” Le puso una bisagra a la historia moderna del mundo árabe. No se ‎conquistó todavía la democracia, cuyo logro requerirá enormes esfuerzos : una presencia ‎constante en las calles, perfeccionar las estructuras organizativas y forjar una conciencia ‎política, todo lo cual impediría que la victoria popular sea escamoteada por las fuerzas de la ‎reacción, aún agazapadas entre las ruinas del régimen, o en los titubeos de un sector de la ‎oposición que simplemente aspira a liberalizar módicamente al régimen político preservando ‎el modelo neoliberal causante del holocausto social del Egipto contemporáneo.

Se ganó una primera gran batalla, pero vendrán muchas más. Este Febrero del 2011 bien ‎podría resultar la réplica de otro, acontecido en 1917, en Rusia, donde también se ganó ‎una crucial batalla que ocho meses más tarde daría nacimiento a una revolución que, con sus ‎logros y sus defectos, cambió el curso de la historia contemporánea.

Es demasiado pronto para formular pronósticos de largo plazo. Pero, ¿quién podría ahora ‎atreverse a descartar la posibilidad de que el mundo árabe también tenga su Octubre?‎

Anuncios
Relacionados

La presión de los egipcios acaba con Mubarak

Noticias - 13/02/2011

Al modo egipcio

Artículos - 27/05/2005

La furia

Artículos - 02/08/2010



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/60799-un_octubre_del_mundo_arabe.html