webislam

Martes 7 Abril 2020 | Az-Zulaza 13 Shaban 1441
1716 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=17197

Riay Tatari: Los partidos políticos están usando con fines electorales la religión y eso daña la convivencia

Entrevista a Riai Tatary

15/09/2010 - Autor: Carmen Echarri - Fuente: El faro digital
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Riay tatari, presidente de UCIDE.
Riay tatari, presidente de UCIDE.

El pasado viernes la comunidad islámica de España festejó el final del mes sagrado de Ramadán. Una celebración que, en Ceuta, volvió a estar marcada por la celebración de dos Musal-la como fiel reflejo de la división existente dentro de la comunidad islámica residente en la ciudad autónoma. Con este panorama como telón de fondo, el presidente de la Unión de Comunidades Islámicas de España (UCIDE), Ryad Tatary, analiza en esta entrevista con ‘El Faro’ los últimos acontecimientos acaecidos dentro de la comunidad islámica de Ceuta, así como los próximos proyectos de la organización que lidera y el papel de esta para intentar que todas las comunidades islámicas con orígenes muy diversos aúnen posturas en beneficio de la convivencia interna y con el resto de confesiones religiosas de España.

- Coincidiendo con el final del mes sagrado de Ramadán, imagino que estará al corriente de que en Ceuta, otra vez, se han celebrado dos Musal-la en vez de una única. ¿Cómo valora que no se haya conseguido la unidad de un solo rezo?

- Sí, este tema ya lo tenía asumido desde hace tiempo. Lo que ocurre es que en el caso de ciudades con mucha población musulmana creo que no pasa nada. Si fuesen varios pero sin ningún conflicto ni problema no habría ninguna polémica. Nosotros intentamos siempre con nuestro trabajo de ya cuatro o cinco décadas en España unificar los criterios de todos los musulmanes porque se trata de una comunidad nutrida de muchas procedencias. Este no es el caso profundo de Ceuta, donde hay unas posturas enfrentadas al respecto y no creo que haya motivos para ello.

- ¿Y a qué se debe este enfrentamiento? ¿Tiene salida?

- Yo creo que sí, con el tiempo, el diálogo permanente y aclarando cada uno su postura. Siempre se hace sin un debate previo, sin consulta, sin diálogo... y de ahí viene inmediatamente el conflicto.

- Imagino en que estará conmigo en que el conflicto provoca una división muy nefasta entre los musulmanes.

- Espero que tenga una solución definitiva pronto como otros temas que abordamos ya durante años. Ahora hay una intención y estamos trabajando día y noche para que todo se solucione.

- ¿Hay otros temas que le preocupen sobre Ceuta y sobre los cuáles se está trabajando?

- En Ceuta lo que queremos simplemente es que, como hemos ordenado la situación de los imames documentándolos para que tengan una personalidad jurídica correcta e incluso arreglar la situación de la inscripción en el registro, se produzca una activación en cuanto a la formación de las personas que están a cargo de las mezquitas. Que tengan unos conocimientos amplios y especialmente que dominen el español porque están en Ceuta y puedan comunicarse con las juventudes que dominan perfectamente el español junto con la enseñanza religiosa que estamos impartiendo. Creo que podemos hacer una apertura a la sociedad de forma equilibrada y correcta.

- Habla de documentar a los imames. No sé si está al corriente de un informe del CNI difundido por la Cadena Ser que hablaba de que, al parecer, marroquíes salafistas estaban siendo controlados porque impartían una doctrina más radical. Citaba lugares como Barcelona, Tarragona y también Ceuta y Melilla.

- No tengo constancia. Al menos en las mezquitas que dependen de la UCIDE de Ceuta creo que hay gente moderada, abierta y nunca jamás he recibido una información al respecto de este tipo.

- También mencionaba la inscripción de las mezquitas. Hay asociaciones en Ceuta que en el fondo son las mismas con diferente nombre porque los titulares son las mismas personas y, sin embargo, reciben diferentes subvenciones. ¿Es partidario de que haya un control mayor?

- Creo que nosotros lo estamos haciendo bien porque lo que hemos hecho desde el 2004 es una solicitud directa de la legislación española. Es decir, que no haya ninguna mezquita ni comunidad sin registrar. Había unos registros locales pero como en España el asunto religioso está organizado a través de un único registro del Ministerio de Justicia nos hemos empeñado inmediatamente en inscribir a todas. Por eso entre el 2005 y 2007 hubo una inscripción en toda España bastante amplia. Ahora bien, hay otros registros donde, por ejemplo, está Luna Blanca de carácter social, cultural e incluso sindical que no depende de nosotros.

- Y, volviendo a la primera pregunta, ¿qué le parecen las críticas sobre la división en el rezo que apuntaban a que Marruecos quería interceder en cuestiones que pertenecen a otro país?

- Creo que no hay razón para ello porque lo que se dice respecto a, por ejemplo, alejar a los musulmanes del rito malaquita no es verdad. Nosotros nunca jamás nos hemos metido en ese menester y cuando los imanes están pronunciando la oratoria o cumpliendo con el rito musulmán lo hacen con su total libertad personal y doctrinal. No hay motivos. Habrá algún motivo que ignoro, pero lo que queremos es una buena relación de Ceuta con el país vecino y también de España con Marruecos en general.

- Por tanto desconoce qué interés puede haber detrás, ¿no?

- Creo que hay cierta información irreal que no corresponde a la situación verdadera de las comunidades musulmanas en Ceuta que llevan el asunto religioso.

- ¿A qué información se refiere?

- A lo que se habla sobre si los musulmanes de Ceuta quieren desvincularse del rito malaquita. Yo jamás he oído algo parecido entre las comunidades islámicas de Ceuta, porque esto es una cosa arraigada, tiene una libertad absoluta de los musulmanes pues es una doctrina política que queda reconocida por todo el mundo musulmán.

- ¿En qué papel sitúa a la mezquita de Sidi Embarek después del revuelo de hace unos meses con la retirada del imám Ahmed Liazid y sobre que ahora no se sepa bien qué comunidad dirige la mezquita?

- La única información que tengo es que hay una sóla comunidad que la dirige. Me dio mucha pena que se llegase al punto de que tuviera que intervenir la policía. Se debía evitar pero, una vez hecho y para esquivar cualquier daño mayor, se ha cumplido con el deber de proteger a los ciudadanos de Ceuta.

- ¿Qué objetivos se marca la UCIDE para este período? ¿Qué están planificando? ¿En qué se debe avanzar?

- Estamos intentando definir claramente nuestra postura porque muchas veces el trabajo que llevamos nos hace olvidar el papel informativo. En especial internamente, hacia los miembros de las comunidades islámicas tanto en Ceuta como cualquier otra parte del país. Por eso creo que estamos ahora dedicando una campaña de información para presentar el proyecto, que es válido para todos los musulmanes y en general para la convivencia en España. Máxime cuando estamos en un mundo globalizado, no se puede estar pendiente de lo minúsculo. Intentamos abrirnos para que todo el mundo conozca el proyecto de la UCIDE, que es independiente y coherente con la configuración del estado español en sentido jurídico y en el religioso también. Además comprometido con los valores y la enseñanza del Islam.

- ¿Qué líneas básicas del proyecto me puede anticipar?

- Hay dos importantes. La educativa en la formación de personas adecuadas y que conozcan los elementos culturales donde viven, donde están actuando, que dominen el español porque es una manera de contacto y comunicación con las personas ya sean musulmanas o no. Es un deber de las personas que están instruyendo y liderando una comunidad. En ese sentido estamos abriendo un camino correcto en cuanto a una formación amplia pero gradual, zona a zona, porque no tenemos poder para atender de golpe a todos. Por otra parte hemos empezado este año con una atención específica sobre la juventud y la mujer musulmana.

- ¿Por qué la juventud y la mujer?

- Porque, por ejemplo, la atención a los mayores ha llegado a un nivel bastante aceptable y, por otro lado, la juventud es el futuro y la mujer debe jugar el papel que merece dentro de la comunidad musulmana y dar la imagen correcta de cómo es tratada la mujer por el Islam. En esto hay cierto defecto en algunas comunidades porque la mujer carece de papel, por eso estamos trabajando para que el trabajo se reparta entre todos los miembros de la comunidad islámica, sean hombres o mujeres, mayores o jóvenes.

- ¿Se trata de romper la imagen que tenemos los cristianos sobre una mujer musulmana sometida y poco participativa?

- El motivo es cierto miedo porque, por ejemplo, si la mujer recién llegada no conoce el idioma ni el ambiente ese puede ser el motivo de su poca participación. A través de la formación, la información y la implicación se puede lograr.

- Y en la integración entre musulmanes y cristianos, ¿hay todavía mucho por avanzar?

- Hay ciertos campos en los que hemos trabajado todas las confesiones. Tanto la iglesia mayoritaria, la católica, como los protestantes, judíos y otras recién establecidas. Hemos trabajado conjuntamente en el ámbito jurídico logrando una ley de libertad religiosa e incluso hemos firmado acuerdos. El campo más importante es del acercamiento y la participación, y esa es la mejor manera para evitar malentendidos o, en su caso, si hay algún accidente se evitaría inmediatamente con tan sólo un teléfono.

- Aparte también se evitarían problemas, imagino, de cuando una niña quiere entrar con velo en un colegio, por ejemplo.

- Exacto. Hemos sido los primeros en avisar de que esto se está usando para fines electoralistas y no debemos meternos ni en la inmigración ni la religión porque son temas muy delicados. Al principio nuestra petición fue aceptada por todos los partidos pero a la hora de la verdad se ha usado políticamente, electoralistamente, y esto puede hacer daño a la convivencia.

Hay una legislación clarísima desde hace muchos años y dicen que para reconocer a la persona debe mostrar la cara. No hay absolutamente nada en contra de lo religioso en ese sentido. Yo no puedo conocer a nadie sin verle la cara. No tengo ninguna pega al respecto.

Anuncios



play
play
play
play
play
play
play
play

 

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/39884-riay_tatari_los_partidos_politicos_estan_usando_con_fines_electorales_la_religio.html