webislam

Jueves 21 Noviembre 2019 | Al-Jamis 23 Rabi al-Auwal 1441
892 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=16183

Una aproximación a la música turca

En el plano musical, ningún otro país como Turquía para observar la simbiosis de los modos occidentales y orientales. El documental Cruzando el puente nos sirve de guía en este embaucador viaje.

08/06/2010 - Autor: Fernando Blanco - Fuente: Revista Pueblos
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Cartel del documental Cruzando el puente de Fatih Akin
Cartel del documental Cruzando el puente de Fatih Akin

Turquía aúna por historia y por ubicación geográfica claves esenciales de las culturas europea y asiática, con pizcas del Magreb. En el plano político, su declarada intención de ingresar en la Unión Europea levanta sarpullidos entre algunos países centroeuropeos. En el religioso, la pugna convoca a dos púgiles: el Estado laicista instaurado por Atatürk en 1923 y la fuerte presencia del Islam. Y en el musical, ningún otro país como Turquía para observar la simbiosis de los modos occidentales y orientales. El disco homónimo del documental Cruzando el puente nos sirve de guía en este embaucador viaje.

“Como un cowboy (vaquero) en Estambul, Alexandre Hacke, desde hace veinte años miembro del grupo alemán Einstür Zende Neubauten, entró en contacto con la ciudad y su música a raíz de una producción musical destinada a la película Gegen Die Wand (Contra la pared). Utilizando un procedimiento que denomina ‘street recording’ (grabación en la calle), que le permite realizar grabaciones musicales de gran calidad profesional en cualquier lugar imaginable, ha sabido captar la variedad musical de Estambul y plasmarla en disco compacto.

Fatih Akin ha acompañado con su cámara a Alexander Hacke en esta misión, "retratando el vivo ambiente musical de la ciudad”. Estas notas abren la banda sonora del documental Cruzando el puente, de 2006, el mejor recopilatorio disponible en España sobre los distintos estilos convergentes en una tierra de parte europea (la Tracia Oriental) y parte asiática (la península de Anatolia y la Armenia turca), separadas por el estrecho de los Dardanelos, el mar de Mármara y el estrecho del Bósforo.

A principios del siglo XX, los clubes, los music halls y teatros gozaban de reconocida fama, acogiendo a un público variado como diversos eran los espectáculos. Con la derrota y desmembración del Imperio Otomano en la I Guerra Mundial, el timón del país queda en manos del general Kemal Atatürk (1880 ó 1881- 1938) que proclamó la República en 1923 y mantuvo su presidencia hasta 1938. Atatürk, literalmente Padre de los turcos, estableció la laicidad del Estado y la occidentalización de las costumbres en todos los órdenes sociales y culturales, sentando las bases del Estado moderno, el que conocemos hoy. La nueva era acarreó la prohibición de la música clásica y religiosa, dominadas por las formas árabes, mientras que se fomentaba la escucha de las orquestas europeas occidentales y la música folclórica de la península de Anatolia o türkü. No fue hasta 1980, bajo la presidencia de Turgut Özal, que los medios de comunicación quedaron liberados de esta medida y la música pop, rock y arabesca comenzó a ocupar minutos en las emisoras de FM privadas y los canales de televisión.

Las primeras grabaciones musicales datan de 1920. Las grabaciones más profesionales tienen fecha de 1927 cuando los originales o masters son enviados a Inglaterra para fabricar discos de 78 rpm (revoluciones por minuto). El disco era luego vendido en los mercados locales de Estambul. Décadas después es Alexander Hacke quien utiliza un equipo móvil a fin de captar el alma musical de esta ciudad para el disco Cruzando el puente. Estamos en los albores del siglo XXI y, por consiguiente, el panorama ya refleja la huella de la música electrónica, como así ocurre en toda la música con marchamo occidental.

El DJ (pinchadiscos) Sertab Erener hace una remezcla del tema cantado en inglés Music, con arreglos de Turgay Ayaydinli. Le sigue una composición psicodélica de jazz oriental realizada por Baba Zula, formación vertebrada en torno a Murat Ertel (guitarra y saz electrónico) y Levent Akmann (percusionista y efectos de sonido). Y un tercer corte de música electrónica con loops (secuencias) y beats (golpeos rítmicos) con el grupo Orient Express, integrado por dos DJ, un saxofonista estadounidense, un virtuoso del saz y varias cantantes alternándose.

El saz o baglama es el instrumento base de la música folk turca incorporado a los estilos de jazz, pop y formatos electrónicos de baile. Se trata de un laúd de cuello largo con un variado número de cuerdas. Otros instrumentos tradicionales son el ud (laúd), el ney (flauta de bambú), tanbur (laúd de cuello largo con trastes), kanun (cítara que se toca apoyada en las rodillas), el clarinete (clarinete de metal usado por las bandas militares otomanas a fines del siglo XIX). El ritmo o usul lo aporta el def (tambor, a veces acompañado de platillos, a modo de pandereta) o la darbuka (tambor pequeño en forma de copa). Maestro del ney es Mercan Dede, músico de origen turco y con residencia en Montreal. Es DJ, productor y especialista en música electrónica occidental entremezclada con sonidos sufíes, beats hipnóticos y voluptuosos ritmos orientales.

Makam es el nombre del modo o escala y taksim el de las improvisaciones. Uno de los últimos discos editados en España corresponde a Taksim Trio. Disco homónimo de tres virtuosos instrumentistas: Aytaç Dogan toca el kanun, Hüsnü Senlendirici el clarinete e Ismail Tunçbilek el saz. El disco está imbuido de arabescos y precisos acompañamientos. La tradición manda que la improvisación o taksim precede a las largas suites musicales en canciones llamadas sarki. La música arabesca es el género más popular; su raíz es más propia de las melodías árabes que de las turcas, de fuerte arraigo entre las clases trabajadoras. Una de sus grandes figuras es Orhan Gencebay. En Cruzando el puente lo describen como el Elvis de la música arabesca, héroe de los taxistas e icono de la gente.

La música gitana turca

El gran músico de la darbuka es Burhan Öcal, con varios discos publicados en nuestro país. No es gitano, pero aprendió los ritmos gitanos de la música turca y a mediados de los noventa creó el Combo Oriental de Estambul para así recuperar la tradición gitana de los siglos XVIII y XIX. Una variante ésta, la gitana, asentada sobre la darbuka, el kaman o violín y el clarinete. Las melodías gitanas son ideales para beber y bailar; se interpretan tanto en los gazinos (clubes nocturnos) como en restaurantes. Las notas brotan a raudales, sin pausa, a una velocidad endiablada. Selim Sesler sí es gitano, clarinetista nacido en la Tracia. En Cruzando el puente encabeza una de las piezas y acompaña a la cantante canadiense, afincada en Estambul, Brenna MacCrimmon.

El estilo clásico cuenta con la “dama de Estambul”, Müzeyyen Senar, octogenaria ya. Debutó en 1933. Con ella nos adentramos en el apasionante mundo de la mujer en la música turca, para lo cual no hay mejor medio que escuchar y leer las notas incluidas en el disco Women of Istanbul. En la música, las mujeres se hicieron más visibles que en la política, especialmente en los clubes nocturnos cabareteros que proliferaron en Estambul entre 1920 y 1940. Todavía, a pesar de la popularidad, cantantes femeninas encontraron feroces resistencias de sus familias cuando querían llevar una carrera musical, con riesgo de ser consideradas mujeres fáciles o simplemente prostitutas. A consecuencia de ello, las primeras mujeres en subir al escenario y realizar interpretaciones fueron armenias, griegas, judías y gitanas.

Si Müzeyyen Senar representa el estilo clásico de orquesta con cantante femenina al frente, otra mujer llamada Sezen Aksu está considerada como la gran voz de la música pop. Formada como cantante en Izmir, su popularidad debe mucho a su unión musical con Onno Tunç, músico armenio amante del soul y el jazz de los sesenta. Sezen Aksu es de igual modo una figura relevante en campañas ciudadanas a favor del feminismo, la ecología, los Derechos Humanos... Casi podría decirse lo mismo de la cantante turca, de origen kurdo, Aynur. La música y la poesía son el centro de la cultura kurda. Comenzó a recibir clase de baglama, y sus grabaciones han logrado mantener viva la tradición musical turca para la siguiente generación.

Terminamos este tímido acercamiento a Turquía con dos grupos de rock contemporáneo, de clarísimas estéticas occidentales: Duman, punk y guitarras setenteras, y Replikas, rock oscuro, voces de ultratumba y densos desarrollos instrumentales. El rap y el hip hop son obra de Ceza en una pieza de extraordinario despliegue vocal, con mensajes sociales y políticos. Los tres se incluyen en Cruzando el puente.

Fernando Blanco es colaborador de Pueblos. Este artículo ha sido publicado originalmente en el nº 31 de la Revista Pueblos, marzo de 2008.
Anuncios
Relacionados

La cabeza de cordero

Artículos - 15/06/1995

Pedagogía de la Lengua y de la Cultura

Artículos - 15/06/1996

Poesía Andalusí

Poesía - 12/11/1997



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/39038-una_aproximacion_a_la_musica_turca.html