webislam

Martes 2 Junio 2020 | Az-Zulaza 10 Shawwal 1441
1617 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=14426

Reflexiones abiertas

En torno a la creación del partido islamista PRUNE

12/11/2009 - Autor: Mohamed El-Seyoufi - Fuente: Envio público
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Reflexiones
Reflexiones

La Federación de Comunidades Musulmanas de Castilla La Mancha, atenta a los nuevos episodios nacionales, esta vez en clave freaki, quiere hacer, a modo de reflexiones algunas consideraciones sobre ciertos acontecimientos que han tenido su fuente de origen entre el colectivo musulmán. Nos referimos, sin orden cronológico a la creación del PRUNE, partido político de corte islamista constituido recientemente.

Nos hacemos las siguientes preguntas: ¿A dónde nos lleva semejante desatino? ¿A que los musulmanes de España en un acto de seguidísimo se van a adherir al PRUNE?, ¿Es que esta agrupación política representa un nuevo estilo político, y una alternativa para los musulmanes? Pues, miren, no. En este desatino y desenfoque de la realidad que no cuenten con nosotros, los musulmanes, que lo único que nos guía y mueve es nuestra fe, y nada más.

En unos momentos como los actuales, donde este tipo de formaciones están trasnochadas, incluso en los países en los que fueron iniciativa tras la descolonización, pretenden ahora, con tufo a alcanfor, los iluminados de turno, que nos creamos este delirio.

Los musulmanes de España gozamos de un estatus de libertades en un marco de convivencia, modelo y ejemplo a seguir. Ciertamente que los valores del Islam pueden ser compartidos por todos, porque es un paradigma universal, pero sin falsos dogmatismos y desde un modelo de contrato social aceptado desde el más amplio consenso. La existencia de esta formación política no es constructiva, sino que desvertebra, crea fisuras innecesarias, y escora posturas sin fruto social. Creo que los promotores no han tenido en cuenta para nada la realidad en la que viven.

En España actualmente hay en torno a un millón quinientos mil musulmanes, somos el tercer colectivo, católicos, protestantes (evangélicos) y musulmanes. España ha pasado en cuestión de algo más de un década, de contemplar el Islam como un fenómeno teórico a un hecho real y vivido, y ello conlleva tener que afrontar problemas de forma inmediata y con una visión ágil y perspectiva de futuro de la realidad. La creación de este partido político es enzarzarse en una disquisición metasocial, es decir algo que esta fuera de la realidad.

Miren vds., la comunidad musulmana en España tiene en este momento muchos retos, y creemos, al menos desde esta redacción, que uno de los principales es el de la segunda generación de españoles y musulmanes, consecuencia en primer termino del hecho inmigratorio, trabajando en paralelo dentro del tejido institucional y la cooperación con el Estado, a través de instrumentos representativos, y cada vez más participativos. Estos son, sin animo exhaustivo, algunos de los grades temas, que hay que debatir desde unidad. Para ello faltan líderes, que desde la honestidad y la transparencia sepan canalizar no solo los mensajes, sino la realidad vivida por un colectivo que lo único que aspira es al desarrollo de sus capacidades personales en plena igualdad con el resto de los ciudadanos. El islamismo es un concepto político y no religioso, y lamentablemente en nuestra sociedad por desinformación se confunden ambos conceptos.

Nos ha preocupado mucho la noticia aparecida en los últimos días acerca de la supuesta agresión sufrida por una sra. marroquí, por no llevar hiyab.
El hecho nos alarmo y recabamos cuanta información fue necesaria hasta llegar al fondo del asunto descubriendo que aquello no había pasado de ser una disputa personal entre dos mujeres sin connotación extraña a las diferencias personales que las sras., en cuestión, pudieran mantener por temas estrictamente personales. La noticia nos consta que ha causado una gran alarma social, pero en cambio una vez aclarado la realidad de los hechos nadie se ha apresurado a desmentirlo. Aquello de la calumnia que algo queda aun sigue vigente. La responsabilidad de los medios es informar verazmente, no intoxicar. Estos pronunciamientos mediáticos se deben a una falta de filtro responsable de los interlocutores sociales representados por las asociaciones y demás entes asociativos, y en definitiva por una falta de representación autentica de los musulmanes en España.

Resulta gratuito difamar, y esto fue una difamación más de las muchas que aparecen en los medios. Estamos asistiendo cada dia a noticias que demeritan la imagen de los musulmanes, noticias que en la mayoría de los casos se distorsionan, y se presentan en sociedad con la mas absoluta impunidad , sin que nadie conteste y diga señores basta ya de calumnias. No se puede decir lo mismo y lo contrario, Hay comunicadores y contertulios, chats etc., donde se habla de las excelencias históricas del Islam y la contribución cultural y por otro lado presentar a los musulmanes como bárbaros medievales, que representan una amenaza para los fundamentos de la sociedad de las libertades. De todo esto hay que hacer autorreflexión y ver en que estamos fallando todos, que no somos capaces de liderar un proyecto social común y no de fractura social.

Acontecimientos como los protagonizados por una abogada en la Audiencia Nacional, en la que afirma que se le negó el derecho a la defensa, pues esto una vez más no es cierto, la citada letrada, según fuentes consultadas, no representaba ni defendía a nadie, y mucho nos tememos que lo que pretendía era obtener unos réditos y un protagonismo, que lo único que ha ocasionado es presentar a los musulmanes en su conjunto como unos intolerantes, que pretender imponer su tesis, y hábitos de vida y comportamientos en contra de las normas establecidas.

Pues bien, el hiyab no esta en contra del ejercicio del derecho a la defensa de nadie, lo que ocurre es que antes hay que ser defensor de algunos de los que se sentaban en el banquillo, y no al revés, primero sentarse, sin autorización del tribunal, en el lugar destinado a los letrados defensores para posteriormente decir ante la negativa, pensamos que por cuestiona de formas, que se defendía a alguien. Pues bien pongamos más sentido de la responsabilidad y hasta en algunos casos sentido de la decencia, que seguro no viene mal a algunos…Continuará.

Fdo. Mohamed El Seyoufi
Pte. Fecom Castilla La Mancha

fecomclm@gmail.com

Anuncios



play
play
play
play
play
play
play
play

 

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/37474-reflexiones_abiertas.html