webislam

Sabado 23 Noviembre 2019 | As-Sabat 25 Rabi al-Auwal 1441
709 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=11052

El Ramadan y la moratoria ecológica

El ayuno nos hace vibrar como la campana, nos despierta y nos pone alerta

29/09/2008 - Autor: Juan Costa
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Juan Costa, de Verdes del Mediterraneo.el ayuno nos hace vibrar como la campana, nos despierta y nos pone alerta
Juan Costa, de Verdes del Mediterraneo.el ayuno nos hace vibrar como la campana, nos despierta y nos pone alerta

Mansur Ata Ilahi, buen amigo y que sirve como Presidente de la Comunidad Ahmadía del Islam en Valencia, me ha hecho llegar un interesante artículo en que se explica el sentido profundo del ayuno durante el mes sagrado del Ramadan. En definitiva el ayuno islámico es una de las formas mediante las que el musulmán trata de acercarse a Dios, El Santo Corán describe el objeto del ayuno: “Se os prescribe el ayuno para que exaltéis la grandeza de Dios al haberos iluminado y para que aprendáis a ser agradecidos” (2-185)

A menudo los ecologistas suplican a la sociedad que se detenga, por un instante, en su proceso de crecimiento desenfrenado, aplicando lo que se denomina “moratoria”, esta moratoria para los Verdes es una oportunidad social para corregir algunos excesos que la inercia de nuestro sistema provoca por su propia naturaleza. No está muy lejos de la sabiduría islámica que al prescribir por igual a humildes y a ricos la abstención de bebida y alimentos hace posible la comprensión, por parte sobre todo de los más pudientes, de la situación a que se enfrentan cada día en muchas partes de nuestro planeta aquellos que sobreviven al margen de la “globalización”.

Nada como nuestro propio padecimiento nos acerca a los que sufren, la empatía social tan necesaria para que la paz y la armonía dentro de la sociedad, y entre la humanidad y la naturaleza (de la que somos parte) se produzca, requiere de mecanismos como éste, sin duda. Efectivamente el hombre no valora adecuadamente lo que posee hasta que lo pierde. Los Verdes defienden el principio de prevención o precaución que se debe aplicar a aquellos procesos científicos o económicos que no estamos seguros de que sean inocuos, porque si efectivamente resultaran perniciosos para la salud humana, muchas veces los daños causados no serían reparables y no habría una segunda oportunidad para recuperar aquello que una vez malogrado, la experiencia nos muestra que no se puede recuperar.

El ayuno eleva el nivel espiritual del individuo, las moratorias y prevenciones que los Verdes solicitan pueden igualmente cumplir una finalidad social y política equivalente, porque el medioambiente nos obliga a una conciencia planetaria, como las grandes religiones y el verdadero humanismo hacen también.

Hay algo que Mansur señala en su escrito y es que el ayuno nos hace vibrar como la campana, nos despierta y nos pone alerta, cuando los Verdes señalan que la austeridad, el ahorro energético, el reciclaje y la reutilización son premisas para proteger nuestro entorno natural en el fondo está pidiendo una complicidad de todos los ciudadanos y ciudadanas, que no pueden ser sustituidos por ninguna autoridad en su primaria responsabilidad individual y por tanto exige que cada uno de nosotros esté igualmente avisado.

Porque lo mismo que el ayuno, en su sentido profundo y religioso, hace verdaderamente libres a las personas al liberarlas de inclinaciones, complacencias, pasiones y deseos, el ecologismo pretende también demostrar que nuestros hábitos y forma de vida pueden ser diferentes y que no es verdad que el consumo “desenfrenado” nos vaya a hacer más felices, al contrario esta forma de dependencia si no sabemos superarla nos hará esclavos y profundamente infelices.

Estos días y este mes, es un periodo de tiempo que puede ser sagrado no sólo para los musulmantes sino para todos aquellos “hombres de buena voluntad” que quieran escuchar y comprender “los signos de los tiempos”, para el judaísmo es el período anual en que se actualiza el juicio divino sobre cada uno de nosotros, entre el año nuevo y el yom kipur. Sin duda es una significativa coincidencia, ¿verdad?

Lo cierto es que en nuestras manos está contribuir a mejorar un poco el futuro de todos nosotros y de próximas generaciones. Como Verdes no se trata de ser agoreros ni apocalípticos, los riesgos y retos que enfrentamos ya han sido descritos por nuestros científicos, cierto que no hay consenso sobre las medidas políticas a adoptar, pero sin duda el debate está abierto y el respeto a la libertad de cada uno y la fidelidad al sentido profundo de nuestra democracia exige que todos nos pronunciemos sobre aquellos sacrificios y cambios que estamos dispuestos a protagonizar, en bien de todos, para asegurar el bienestar de una humanidad futura cuyos fundamentos tenemos que sentar aquí y ahora los miembros de la actual generación.

Verdes del Mediterraneo
http://www.verdesdelmediterraneo.org


 

Anuncios
Relacionados

El ayuno de Ramadán

Artículos - 15/02/1995

El ayuno de Ramadán, según el Profeta (sws)

Artículos - 09/12/1999

WebIslam desea a todos los musulmanes un grato comienzo de ramadán

Artículos - 16/11/2001



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/34512-el_ramadan_y_la_moratoria_ecologica.html