webislam

Domingo 20 Octubre 2019 | Al-Ajad 20 Safar 1441
709 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=10615

Por qué no es posible una presidenta musulmana en Costa Rica

Creo que nadie votaría para presidente de Costa Rica por una musulmana como yo

31/07/2008 - Autor: Rashida Jenny Torres - Fuente: Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Musulmanes de Costa Rica.
Musulmanes de Costa Rica.

Asalamo alaikom hermanos y amigos, después de haber vivido tantas alegrías y tristezas, de acumular durante tantos años grandes experiencias, he decidido que tengo suficientes cualidades para lanzar mi candidatura para la presidencia de mi país Costa Rica. 

Estoy completamente consciente de que no es una tarea sencilla, aunque mi país es pacífico y no tiene ejército, de inmediato iniciaría una de las más grandes batallas de las que se tenga memoria; claro, nadie va a utilizar armas para atacarme, los costarricenses nos caracterizamos por ser gente pacífica (domesticada diría yo).

Pero,  ¿porqué sería yo la culpable del inicio de una guerra sin cuartel?  No es difícil de imaginar, algunos lo deben haber intuido, ya que tengo varios de los peores defectos o debilidades para dar por perdida la elección antes de comenzar.

Voy a tratar de enumerar las incompatibilidades con el puesto al que aspiro, aunque su orden no indica “la gravedad” de los mismos, después profundizaré las razones que tendrán los enemigos gratuitos que me voy a granjear al postularme: Soy mujer, musulmana conversa, no tengo experiencia política; de origen humilde (continúo siéndolo), no cuento con ningún título universitario y por último atacarán y hurgarán sin piedad mi pasado.

1. El ser mujer.

Ya es un problema por sí solo, aunque a nadie le guste reconocerlo, mi país es de mentalidad machista, en el que todavía los varones ganan más dinero cuando desempeñan los mismos puestos detrabajo y con idénticas capacidades a las que tenga cualquier mujer calificada para realizarlos. 

¡Las mujeres deben quedarse en casa! Mascullará la mayoría o: ¿Quién mete a una mujer en asuntos de hombres?, O porqué no: ¿De dónde salió ésta ignorante?¿Qué andará buscando? ¿Por quién estará siendo financiada su campaña política?

Las respuestas o posibles razones no se harán esperar: - Es una feminista. -Está frustrada, pobrecita, ya se le pasará ante los primeros ataques. -La política es cosa de gente con experiencia. - Hay que estudiar muchísimo para “controlar a las masas”. - Lo que quiere es llamar la atención, dirán otros.

¿Será estimados amigos por eso que casi ninguna mujer se ha postulado para presidenta de Costa Rica, pero, cuando alguna lo ha intentado, rápidamente los grandes partidos las absorben con ofrecimientos de puestos o metas alcanzables y posibles para ellas?

Sobra decir que estos partidos tradicionales siempre han ganado la batalla.

Pero como soy una mujer terca, estas malas vibraciones no me van a disminuir, me mantengo con  plena facultad de mi consciencia y puedo razonar de acorde a lo que mi amado pueblo está urgiendo a gritos.  He aquí mi explicación.

De vez en cuando, escucho o leo en los noticiarios las estadísticas sobre la población de mi país, la mitad de los hogares costarricenses está jefeados por mujeres, ellas, la mayoría sin apoyo masculino, son las encargadas de educar a los hijos, trabajar, estudiar y administrar la casa. Super mujeres? Tal vez no, pero para mí todas y cada una de ellas son heroínas anónimas. Ellas han hecho de este país lo que es hoy y en sus manos tienen el poder de hacerlo mejorar o dejar que se hunda en las vicisitudes tan crueles de la vida.  Sin duda alguna si contara con el apoyo de ellas, mi triunfo está más que asegurado. Pero, tengo muy claro que algunos varones tratarán de hacerles razonar, de que comprendan que una mujer musulmana no es lo mejor para nuestros pueblos y entonces, comenzarán a dudar aunque muchas se vean identificadas con mis objetivos y compartan mis sueños y anhelos de prosperidad para un país que al haber sido solo gobernado por varones, no ha dado la oportunidad al sexo femenino de demostrar que somos un complemento perfecto natural y que ya es hora de que la política tenga nuestra sensibilidad.

2. Soy musulmana conversa.

¡Peor, auxilio! Dirá la mayoría, ¡debe de ser una extremista y potencial asesina, entrenada y automatizada para destruir a todo aquel que no comparta su mismo credo religioso; de seguro cerrará las iglesias y desaparecerá la libre expresión; dará un autogolpe de Estado y el caos se cernirá sobre los ticos y no podrán defenderse porque, como no tienen ejército!

¡Nada más alejado de la realidad!, cualquiera que haya estudiado un poco el Islam, conoce el respeto que se le tiene a cualquier religión que no sea la nuestra aunque ello no nos exime de hacer valer nuestros derechos cuando sean pisoteados por musulmanes o no.

Imagino la reacción de las iglesias cristianas de mi país, impartiendo conferencias y seminarios intensivos para que sus fieles no se dejen embaucar por lo que ellos asegurarán son falsas promesas o una admiración inconsciente y aún guardada a la telenovela “El Clon”; advirtiendo sobre los grandes peligros que conlleva el dejarse llevar por una simple moda.

Lo que no puedo negar es que una de mis primeras tareas como presidenta sería acondicionar dentro de las instalaciones de la Casa Presidencial "alguna oficina" para hacer mi salat (oración) sola o con cualquiera que quiera acompañarme.

Seguidamente, deberé regir los destinos de mis compatriotas tratando de instaurar la sabiduría, ética y moral que nuestro amado profeta Muhammad (pbsce) nos instauró en sus hadices.

Terrible,  ¿no? ¿Quién quiere ser hoy día honesto de verdad? ¿Quién es capaz de no caer ante los ofrecimientos de la corrupción y el camino fácil?

Aquí vale la pena mencionar que como soy musulmana conversa y tuve que luchar con una parte de la élite de la comunidad musulmana de origen árabe de mi país para hacer valer mis derechos cuando fui ultrajada por uno de sus más honorables miembros, ellos serán los primeros en advertir del grave peligro en que incurrirían HASTA LOS MUSULMANES que creyeran en mí.

3. No tengo experiencia política.

Sí, es inconcebible que alguien desee regir tantos destinos sin estar preparado políticamente lo suficiente para ello.

Lo cual me lleva a reflexionar lo siguiente: Porqué entonces Costa Rica se encuentra estancado en tanto sentido y la mayoría de las personas siente que no llevamos un rumbo fijo y delimitado hacia eléxito y la competitividad, si solo hemos sido gobernados por hombres de reconocida y amplia experiencia política que primero han ido escalando posiciones en cada gobierno hasta optar al fin por la máxima posición? Porque, aunque no lo admitimos, sentimos como poco a poco e inexorablemente nuestros deseos más queridos se nos escapan de las manos al anhelar para nuestros hijos un país en el que no se luche tanto por la riqueza material, sino por la espiritual? Un país en el que se fomenten los valores que nos heredaron nuestros abuelos y que hoy de la forma más vergonzosa los hemos lapidado y desgastado tanto que ya nos cuesta reconocer la línea que divide el bien del mal? No todos los países se pueden “pelear” el honor de que 3 de sus expresidentes hayan sido encarcelados o investigados por enriquecimiento ilícito yconste, de eso que salió a la luz pública y lo que no?…

4. Soy de origen humilde.

En este punto no faltarán los psicólogos que arremetan contra mí explicando que cuando alguien se ha visto con tantas necesidades económicas, cuando tenga en sus manos el dinero o fondos públicos a su disposición, perderá el control de los mismos y se encuentra inhabilitado para realizar estas funciones; no sin antes, haber recopilado las opiniones de los más afamados economistas de mi país,en los que se advertirá del inminente desastre que ello implicaría paral a economía e inapreciable inversión extranjera. Lo cual me llevaría a debatir alegando lo mismo del punto anterior, ya que de los tres experimentados expresidentes que están siendo investigados por actos de corrupción, uno de ellos es experto economista, el otro trabaja en el extranjero  dando asesorías a un famoso ente internacional y elotro desea volver a postularse para la próxima campaña política.  Contradictorio verdad?

5. No cuento con ningún título universitario.

¡Sí, ésto definitivamente debe de ser lo peor de todo, ¡Estos ignorantes que creen que pueden competir con“honoris causa”, masters y CEOS! (dirán los decanos de las principales universidades estatales y privadas de mi país).

Y aún así, adoleciendo de éste tipo de educación más por elección que por incapacidad (no creo todavía que eso sea me haga falta para sentirme realizada como mujer) estoy plenamente de acuerdo en que la educación es trascendental e impostergable en cualquier sociedad, buscando los métodos que lleven a formar grandes profesionales, pero grandes de verdad, no simulando que bajo una gran excelencia académica se encuentra el fantasma del materialismo y el querer ser parte de la élite de licenciados y más. O,  no les resulta irónico que muchas de las universidades privadas más caras de mi país permitan a sus estudiantes realizar los exámenes bajo la estricta supervisión y cuidado de sus profesores, pero "PERO" usando Internet? (Para el que no entendió, si usas Internet cuando evacúas un examen tienes acceso a todas las respuestas correctas porque te vas a un buscador y solamente das "enter" a la frase o respuesta que buscas). ¡Con razón son tan caras y tooooodos quieren estar en una! Y pensar que  las compañías más importantes se pelean a estos grandes  graduados…

6. Atacarán y hurgarán en mi pasado.

¡Quién se pudiera jactar de no tener algo en el pasado de lo que se arrepienta o avergüence!

Claro que algunos más que otros, muchos han cometido demasiado errores, y otros demasiados horrores, pero servirá el reconocerlo para tener la oportunidad de virar y tratar de reparar lo que pareciera irreparable y demostrar como ya lo he dicho varias veces de que: “Allah puede usar a una mujer tan débil, pequeña e ignorante como su herramienta,  para grandes propósitos y tareas” ?

Aún así y a pesar de todos mis argumentos teñidos tal vez de idealismo y optimismo que no me quitan la objetividad y realismo que me caracterizan, es que creo entonces que nadie votaría para presidente de Costa Rica por una musulmana como yo.

Que Alla les bendiga.

Musulmana Costarricense.

Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/34110-por_que_no_es_posible_una_presidenta_musulmana_en_costa_rica.html