webislam

Miercoles 20 Noviembre 2019 | Al-Arbia 22 Rabi al-Auwal 1441
572 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=10239

La cazuela de piedras

Los Estados son un espejo de las personas que los toleran

25/06/2008 - Autor: Antonio Manuel - Fuente: Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Vista general de Chauen
Vista general de Chauen

Los Estados son un espejo de las personas que los toleran. Por eso, la historia de España late como un corazón hipertenso a sístoles de luz y diástoles de vergüenza. Los españoles hicimos posible el primer renacimiento europeo y el primer genocidio de la humanidad. En nuestro currículo de miserias inconfesadas también figuran la primera guerra química o el primer bombardeo de la historia. No como víctimas en Guernika o Almería, sino como agentes provocadores en los alrededores de Chauen. La ciudad azul de Marruecos. Fue en 1913. Apenas hubo muertos. Normal. Los aviones eran esqueletos de alambre adornados con papiroflexia. Y las bombas se arrojaban a mano como bolsas de basura. No ocurrió lo mismo en 1925. Los bombardeos a la ciudad de Chauen se prolongaron durante los cuatros años de asedio. La gente se refugiaba en las cuevas de la montaña. Y moría de hambre. Cuentan que las madres acostaban a sus hijos al caer el sol, mientras removían en el fuego una cazuela con agua y piedras. Los niños se dormían engañados al arrullo de una sopa imposible y eterna. La esperanza se alimenta de hambre.

El presidente del gobierno lleva jugando demasiado tiempo con nosotros a parecer una madre de Chauen. Ya no puede esconder el bombardeo de datos económicos porque nos duelen en la vida cotidiana. Sólo entre los meses de marzo y abril, la construcción española se desplomó un 21 por ciento. La media europea fue del 0,3. La diferencia es tan abismal que nos obliga a pensar en males propios como los principales causantes de la hecatombe. Entre ellos, la pasividad del gobierno. Con la candidez de un niño de párvulos, Zapatero preguntó a los sindicatos y a la patronal si creían que podía haber hecho algo más para evitar la crisis. Y con el margen de rotundidad que les permite su complicidad en el desastre, le contestaron: "La verdad es que sí, presidente". Zapatero se empapeló la cara con su conocido rictus de joker defraudado. Y se fue para la cocina a llenar la cazuela de piedras: "No tomaré ninguna medida sin contar con el consenso de los agentes económicos y sociales". Es decir, no haré nada. Pero no una nada cualquiera. Será una nada con énfasis. Incontestable.

Creo recordar que el mismísimo Felipe González asumió unilateralmente su responsabilidad durante las reconversiones industriales y devaluaciones monetarias de los ochenta. Aznar hizo lo propio durante los primeros años de su mandato congelando el sueldo a funcionarios o adelgazando los presupuestos generales. El diálogo es necesario pero compatible con la toma de decisiones urgentes para modificar este modelo terminal de desarrollo económico. Y mientras la inercia nos lleva a ninguna parte, la oposición confirma su moderación en el discurso cambiando a todos los maniquíes del escaparate. Pero no al dependiente. A fin de cuentas, quien tiene que vender el género.

Continúa el bombardeo. La madre sigue removiendo la cazuela de piedras. El padre no está. A los niños les cuesta dormir. Terrible paradoja. Es verdad que la esperanza se alimenta de hambre. La misma hambre que termina matándola.

Anuncios
Relacionados

El señor Aznar y la historia de España

Artículos - 26/09/2006

Los musulmanes y la política

Artículos - 18/02/2007

Renegando ante el espejo

Artículos - 08/06/2007



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/33813-la_cazuela_de_piedras.html