webislam

Miercoles 23 Octubre 2019 | Al-Arbia 23 Safar 1441
764 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=8631

Kilim: IX Cuaderno del Atlas, de Salvador López Becerra

Paisajes, sentimientos y reflexiones de un enamorado del Magreb el Aqsa

27/10/2007 - Autor: Apuleyo Soto - Fuente: Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Pocas veces, en mi ya fatigada vida, ha caído en mis manos y bajo mis ojos, un libro tan emocionante y tan grato de leer como KILIM, dietario caminante de Salvador López Becerra, poeta malagueño y Director del Instituto Cervantes de Fez, Marruecos.
De la primera a la última página, el silencioso lector se siente conmovido y admirado por los hondos pero transparentes pensamientos de este viajero ilustrado, y va, con él, de sorpresa en sorpresa, como si resbalara o volara sobre una alfombra mágica, sobre un tapiz de olores, colores y sonidos.

Salvador López Becerra encuentra la palabra justa y poética en cada momento porque se entraña con el paisaje y con el paisanaje, una dualidad físico-humana que parece salida del primer día de la creación. Para él es así el mundo: cada día nuevo y diferente, a la vez que inmutable, y valga el oxímoron o la contradicción.

El viajero recorre una geografía destellante, no sólo porque en sí lo sea, sino porque la ilumina su mirada, una mirada misericordiosa algunas veces y siempre empapada de amor y humor.

Como Lope de Vega, Salvador López Becerra no vive si no escribe, de manera que lo encontramos en el palmeral o entre las dunas o en los puertos que son puertas con la pluma en la mano, manchándose, para purificarse, con la realidad consuetudinaria de la calle, la casa, el zoco, la ceremonia del cordero o el té, los crepúsculos y los amaneceres.

KILIM es un libro calidoscópico, plural, íntimo y exterior, empapado de una melancólica belleza. Se mece en la red circense de las greguerías ramonianas, evoca la orfebrería descriptiva de Juan Ramón Jiménez en Platero y nos detiene el paso como Montaigne en sus Ensayos, para gozar y cavilar, todo en uno. Por eso le he ido subrayando, para que sus imágenes se me grabaran más y mejor.

Tiempo, memoria y amor se mezclan y conjugan en sus líneas alabeadas, torneadas, jubilosamente impresas, como quien deja una huella en el barro de la existencia.

Y siempre la infancia. El escritor es el niño que fue, corre a buscarse, a hurgarse, a renacerse, igual que un río (¡ah qué hermosamente traza y destrenza los ríos, las aguas, los oasis que se le figuraron “en la pre-memoria”!)

Salvador López Becerra caza las sensaciones a vuelapluma y las encierra en la cajita de cristal de una frase para que no se le escapen, para que no se le esfumen como a Pandora, y así poder degustarlas después. Dice que no sabe si es vida o literatura lo que hace, pero yo sé que son las dos cosas, porque están imbricadas en su alma de artista, y las dos nos las transmite a nosotros, que deambulamos con él como si fuéramos comiendo dátiles por el camino.

Salvador López Becerra, ya digo, quiere coger el presente, que es la eternidad titilando, y nosotros lo cogemos con él, nos prendemos de él, nos enriquecemos con su dibujo, adoptamos el nuevo perfil que nos regala. Así que acabamos, como algunos de sus personajes –los inefables Hamed, Messoud o Lalla- “siendo lo que pensamos” al irle leyendo o, mejor, andando, taconeando, sobre el haz y la faz de sus pequeños “picassos” literarios.

Lalla, nombré por fin Lalla. Antes de apurar el libro entero y verdadero, adiviné que esa Lalla era ella, la suya, su Mina, su Amina, la compañera inevitable, la mujer beréber que le quiere y por quien él, el dulce Salvador de este KILIM impresionista, ha dejado correr su pluma y su corazón, flanqueado por sus dos hijos, Amín y Karim, bajo la luz de Al-Lâh.

Los que me hayáis seguido hasta aquí, salid ahora mismo de casa, acercaros a la primera librería y solicitad KILIM, editado por la Agencia de Cooperación de la Junta de Andalucía. Es la mejor ruta para transitar el cuerpo y el espíritu misteriosos de un gran país muy nuestro: Marruecos
Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/32427-kilim_ix_cuaderno_del_atlas_de_salvador_lopez_becerra.html