webislam

Jueves 21 Noviembre 2019 | Al-Jamis 23 Rabi al-Auwal 1441
897 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=7507

Fracaso humano y político

El ejemplo de Irak

19/05/2007 - Autor: Maribel Ortega - Fuente: Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Lo que queda: un IraK devastado
Lo que queda: un IraK devastado

“El camino hacia una paz verdadera no es la victoria sobre otros hombres. Los vencidos no gozan de la paz de los vencedores... la humanidad está cansada de guerras por la paz” (Raimon Panikkar).
“Consolidar la paz internacional debe ser meta de los hombres verdaderamente importantes de todas las generaciones”
(Albert Einstein).

1.  Introducción

Me había propuesto no volver a escribir sobre Irak hasta no vislumbrar algún resquicio de cambio, ¡vana esperanza!, la barbarie continua en el quinto año de la guerra y me hace imposible el silencio. El balance es un horror y el corto plazo no augura mejor futuro. ¿Sienten los señores de Las Azores algún tipo de piedad ante los 650.000 muertos iraquíes o los 3500 soldados americanos?,¿Que bondades ha traído a los iraquíes en particular y al mundo en general la terrible guerra, la muerte en la horca de Sadan Husein realizada como un gran espectáculo a nivel mundial? Las continuas visitas de Condolezza Rice u otros altos cargos de la administración estadounidense a Bagdad u Oriente Medio ¿han aportado algún tipo de solución?

Se ha escrito mucho sobre esta guerra y se han hechos cuantiosos estudios que vuelcan miles de opiniones; algunos muy recientes. Entre enero y febrero de este año vieron la luz por los menos, cinco informes de expertos analistas y de organismos internacionales para advertir sobre la situación por la que atraviesa el país. En enero se publicó el informe Halmiton-Baker que aconsejaba la retirada de las tropas de Irak de forma escalonada; El Instituto de Estudios estratégicos de Londres emitió el suyo en el que constataba la debilidad de Washington al no haber ganado, ni tan siquiera, una guerra de tipo emocional-psicológico y eso que la administración americana abrió en Irak numerosas emisoras de radio, cadenas de televisión y periódicos con el fin de influir socialmente en la mayoría de la población; Brookings Institution advertía que la extensión de conflicto podría provocar la desestabilización de Oriente Próximo; el Pentágono y firmado por Thomas Gimble inspector del Departamento de Defensa, argumentaba que para invadir Irak no se respetaron los informes de la CIA: Las 16 agencias de los servicios de Inteligencia de EE.UU. también se pronunciaron: esta vez avisaban que la violencia en Irak se había vuelto extremadamente compleja y no era ni étnica, ni civil, sino mucho más amplia; a este respecto el Ministro de Exteriores iraquí en una vista que realizó a España en el primer trimestre de este año, negaba la existencia de guerra civil, evidentemente, la violencia en Irak tiene un alcance mucho mayor: entre sunitas y chiítas, entre bandas de delincuencia organizada, atentados terroristas, luchas por la supervivencia, bombardeos de los invasores, ataques de la insurgencia a las tropas ocupantes, en definitiva todos contra todos.

El escritor pakistaní Ameh Rasid expresaba hace poco tiempo su opinión sobre el conflicto: antes del 11-S Al Qaeda solo estaba presente en Afganistán y Palestina, hoy, sin embargo, ha conseguido presencia en Irak, Arabia Saudi, países del Magreb (Marruecos, Argelina y Túnez) Sudan, Somalia, el Sahel (Mauritania, Malí, Níger y Chad), es capaz de atraer voluntarios en el mundo entero por lo que Asia Menor y África son un polvorín que puede hacer saltar por los aires cualquier objetivo en cualquier momento, véanse sino los terribles atentados del día 11 de abril en Argel contra el Ministerio del Interior y una comisaría de policía que dejaron 30 muertos; o los de Casablanca cuando tres jóvenes se hicieron estallar ante la puertas del consulado en EE.UU. Ambos fueron reivindicados por Al Qaeda en el Magreb.
Al Gore, ex candidato a la Presidencia de EE.UU. define la Guerra de Irak, como el peor error estratégico de la Historia de EE. UU., las consecuencias están a la vista: el presidente Bush en entredicho ante sus propios compatriotas; ha perdido credibilidad tanto en oriente como en occidente; su objetivo principal Ben Laden vivo o muerto, sigue con su amenaza sangrienta, los lideres que la suscribieron denostados y en definitiva la guerra preventiva ha armado a los terroristas y ha desarmado el mundo que se muestra débil ante la amenaza terrorista.

Informes, encuestas, planes de seguridad, reuniones diplomáticas, continuos llamamientos de las autoridades religiosas iraquíes a la calma y convivencia pacifica, el envío de más soldados americanos, las protestas en el mundo entero en contra de la contienda, no son capaces de aportar soluciones al conflicto… Nada, absolutamente nada parece que sirve para resolver la situación en Irak. EE.UU. ha gastado en Irak 500.000 millones de dólares a los que hay que añadir toneladas de dinero en efectivo que al principio de la guerra llegaron en aviones al país y no se sabe donde fueron a parar. Estas cifras empleadas en ayudas destinadas al desarrollo hubiera dado resultados mucho más positivos y hoy estaríamos hablando de un Irak floreciente, con todas sus estructuras económicas e instituciones funcionando y los iraquíes viviendo en paz…, porque los pueblos no necesitan guerras, sino agua para calmar su sed, alimentos para su hambre, vestido para su cuerpo, educación para su mente, trabajo para su estabilidad material, paz y justicia para poder vivir… una situación muy contraria a la que tenemos.

En el año 2003 EE.UU. definió un eje del mal que comprendía los países de Irak, Siria e Irán, la lucha contra los dos últimos vendría una vez establecido en Bagdad un gobierno afín que fuese capaz de satisfacer las demandas de la casa Blanca; una vez dominado Irak habría que derrotar al gobierno sirio y al iraní con lo que entraría en escena una segunda fase: El Gran Oriente Medio con una configuración a la medida norteamericana. Paradójicamente hoy Siria e Irán son países indispensables para la resolución del conflicto

Entre los días 3 al 5 de este mes ha tenido lugar en en Sharm el Sheij (Egipto) una cumbre internacional a la que asistieron los países vecinos de Irak, entre los que se encontraba Siria e Irán, EE.UU., los países del G-8, la UE, la ONU y hasta doce organismos internacionales. El motivo de la Conferencia era debatir la seguridad y reconciliación nacional en Irak como apuesta indispensable poder iniciar la reconstrucción que en este momento esta paralizada. Posiblemente exista otro motivo no tratado abiertamente cual es la participación de los sunnitas en el gobierno de Irak del que están excluidos. La Secretaria de Estado del Gobierno americano, durante el transcurso de la cumbre, tenía previstas dos reuniones importantes: una con el representante de Siria que se produjo y otra con el de Irán, Motakki, que no llego a realizarse, por tanto difícilmente podemos hablar de un éxito de la reunión cuando todas las miradas están puestas en la necesidad de esta relación como parte de la resolución del conflicto. Los representantes firmaron un documento en el que se han comprometido a no injerir en los asuntos internos de Irak y hacer todos los esfuerzos para impedir el paso de terroristas y armas hacia el país mesopotámico. El secretario general de la ONU Ban Ki-Moon pidió se cancelase al país parte de su deuda externa, aspecto sobre el que los mandatarios asumieron un cierto compromiso: 30.000 dólares fue la cantidad comprometida como ayuda, lo que a todas luces es insuficiente cuando se estima que el total adeudado por Irak asciende a más de 120.000 millones de dólares.

2. Retrato actual en el Irak

“Lo que estamos haciendo ahora en Irak no es satisfactorio y puede llevara a una conflagración regional en Oriente Próximo” (Robert Gates).

Cuatro millones de desplazados refugiados en países vecinos, falta de comida agua y alojamiento; las ONG ya no pueden atender todas las necesidades porque los recursos les llegan con muchas escasez; no funciona la red de abastecimiento sanitario ni de electricidad; el desempleo alcanza a más de un 60 % de la población; todos los días mueren muchas personas, incluso algunas jornadas han dejado 150 muertos; todos los planes de seguridad ensayados han sido fallidos incluso el último que añadía 20.000 soldados americanos que llegaron a Bagdad los días anteriores; aumento de las condenas a muerte; los iraquíes temen salir de sus casas por miedo a morir en fuegos cruzados; familias enteras viven hacinadas en espacios muy pequeños sin condiciones higiénicas y sin medios de vida; los hospitales son insuficientes, están mal dotados médica y quirúrgicamente para atender a los heridos y las morgues están saturadas; la destrucción ha originado escasez de vivienda e incluso son expulsados quienes se refugian en aquellas que han sido abandonadas; muchas viudas sobreviven solas con sus hijos porque sus maridos han sido asesinados y cuentas con escasos medios económicos; una mínima parte de la población confía en las tropas de EE.UU. y más del 51 % justifica los ataques contra ellas; se ha arruinado cualquier proyecto de reconstrucción; muchos jóvenes por falta de futuro sólo encuentran salida en la emigración o bien uniéndose a las milicias o fuerzas de seguridad; ha aumentado el numero de niños en las calles que vagan con sus enfermedades a cuestas: malnutridos, enfermos, lisiados y expuestos a la prostitución y las drogas debido al aumento de la orfandad. Según un informe de la Cruz Roja se están utilizando niños con discapacidad para facilitar atentados terroristas; se ha fragmentado y violentado a la sociedad, se ha destruido economía y estado, y lo que es peor se ha castigado a la población cuando se debería haber derrotado solo a la tiranía; EE.UU. levanta murallas de separación en el centro de Bagdad; se han destruido escuelas y las que están en pie permanecen cerradas. En enero pasado la universidad de Bagdad sufrió un atentado que dejó 65 muertos entre docentes y alumnos, han muerto por ataques personales más de 250 profesores, han desaparecido muchos más y han huido cientos que temen por su vida, “El personal universitario sospecha que hay una campaña para privar a Irak de sus enseñantes con el fin de destruir la identidad iraquí” (Robert Fisk); se multiplican los robos y contrabando de petróleo y desaparece millones de dólares sin que se sepa su destino; se ejecutan violaciones y torturas…; destrucción de mezquitas; ninguna zona es ya segura ni tan siquiera la denominada zona verde que es la más protegida de Bagdad, que también ha sido atacada; se han destruido cuatro puentes sobre el río Tigres que imposibilitan la vida cotidiana; y los iraquíes se movilizan pidiendo pacíficamente en la calle el fin de la ocupación. Mientras Bush anuncia el veto a la Ley aprobada en el Congreso para que comience el retiro de las tropas en Octubre en contraposición a la población americana que se posiciona, en su mayoría, a favor de la vuelta de los soldados a sus hogares.

“No quiero matar inocentes, me niego a ver familias destrozadas “Me niego a formar parte de una guerra inmoral e ilegal”. Las anteriores palabras fueron pronunciadas por el soldado americano Ehren Watada, que fue sometido a un consejo de guerra en su país por negarse a luchar en Irak, afortunadamente después de condenado fue anulado el juicio y se ha convertido en un icono de del Movimiento de Oposición a la guerra. El valiente soldado dirigió una carta a Bush acusándole de haber violado el artículo 1º de la Constitución de EE.UU., el artículo 2 del estatuto de la ONU, la Resolución 3314 de la Asamblea General de la ONU.

“Se ha acabado el tiempo de aceptar promesas de esta administración; el precio humano pagado por confiar en esas promesas es demasiado elevado” (Rham Emmanuel). “Irak va a ser una fuente constante de inestabilidad regional”, (Charles Tripp), es cierto, Irak, dadas las circunstancias, se ha convertido en un estado vulnerable y débil. “no se lucha contra el terrorismo con portaaviones, sino con la colaboración entre las policías, los servicios de espionaje y los gobiernos”, (Hans Blix, Jefe inspectores ONU 2003).

3. Conclusión
“Un mundo único necesita cada vez más una actitud ética única. La humanidad postmoderna necesita objetivos, valores, ideas y concepciones comunes… sin un talante ético mundial, no hay orden mundial” (Hans Küng)

No se como explicar y los sentimientos que me produce la situación de Irak: laxitud, impotencia, tristeza, necesidad apremiante de acercarme a las victimas y sufrir con ellas, decirles que mi alma siente un inmenso dolor, ese pellizco profundo que la impide dormir o la despierta asustada … porque allá alguien esta velando a su hijo recién asesinado… he sentido la tentación de gritar en casa en la calle, decirle al mundo que esta es la injusticia de la injusticia, la desolación absoluta, una macabra experiencia que parece no ser real. No acabo de comprender como los hombres, que para la fe, son creación de Dios, son capaces de tanta ferocidad, de tanta sinrazón y en nombre de esa fe se carguen de razones para justificar tanto horror. Creo que este mundo tan cruel me desborda, me supera, me asusta, me conmueve, me irrita, me confunde… pero estoy en él y soy una afortunada, por eso tengo la obligación, como ser humano independiente y libre de alzar mi voz para denunciar la barbarie. ¿Cómo sería un mundo sin guerras?, a buen seguro que humano en el sentido más amplio de la palabra… guerras, genocidios, torturas, lacras e imperfecciones de los hombres porque están hechas por él y son voluntarias ¿Cómo se puede orar y matar en nombre Dios? Eso no es Islam ni cristianismo, ninguna religión puede justificarlo, porque destruye… la religión, la fe, Dios… obligatoria y categóricamente son elementos de unión, comprensión y respeto. Esto deberían tenerlo siempre presente aquellos que se atribuyen la propiedad del mensaje sagrado porque tanto Islam como cristianismo son religiones de paz y reconciliación que deben realizar los hombres con sus acciones “La justicia traerá la paz y la seguridad perpetuas” (Profeta Isaías 32, 17-18); “La Paz es fruto de la justicia que practica la mejor comunidad (Corán 3,110); “Buscad el derecho, proteged al oprimido, socorred al huérfano y a la viuda” (Profeta Isaías 1,16-17) “Creed en Dios… dar de la hacienda a los parientes, huérfanos, viudas y necesitados, viajeros y mendigos” (Corán 2, 177).

La guerra de Irak supone un antes y un después en la historia de la humanidad, es un mal legado y un mal ejemplo que dejamos a las generaciones futuras que van a juzgar este tiempo de forma muy negativa… porque los hombres de estos siglos siendo capaces de iniciar tales barbaries, no tienen el coraje necesario para terminarlas.

Espero que el fracaso que ha supuesto Irak sirven de lección magistral para evitar nuevas conflagraciones en nombre de la democracia.

Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/31404-fracaso_humano_y_politico.html