webislam

Lunes 16 Diciembre 2019 | Al-Iznain 18 Rabi al-Zani 1441
750 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=4090

La extrema derecha en Melilla y el Islam

07/03/2006 - Autor: Abdelkáder Muhámmad Ali - Fuente: El Telegrama de Melilla
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Hace unos días, en un magnífico artículo publicado en el diario El País titulado "Extrema derecha", su autor, Santos Juliá, retrataba el verdadero rostro de la derecha española. Una derecha muy reacia y resistente a superar los viejos hábitos heredados de su antigua vinculación con el fenecido régimen franquista. 

O al menos y, parafraseando a Santos Juliá, "Los dirigentes del Partido Popular, dejándose llevar por la pasión del resentimiento, avanzan a marchas forzadas por ese camino de destrucción: en lo que dicen, y en la manera de decirlo, no tienen ya nada que envidiar a la extrema derecha de toda la vida". En eso, sin la más mínima duda, nuestra derecha, la local, se lleva la palma. Las últimas declaraciones de nuestra primera autoridad local, el Sr. Imbroda, en las que relacionaba a Mustafa Abercahn con Al Qaeda, son dignas de ser clasificadas como el esperpento más ultra jamás pronunciado en Melilla. Se ha roto la baraja, todo vale para destruir al oponente, aunque para ello se mienta descaradamente. El Sr. Imbroda, en cierto modo, insulta a toda la comunidad musulmana de Melilla con la bilis que arroja a borbotones por su boquita.

Deriva ultra
 
Uno de los méritos que se le reconoce al Partido Popular es de haber absorbido la extrema derecha de este país haciéndola invisible, en la medida que queda diluida en un amplio espectro ideológico. Evidentemente eso no quiere decir que la ultraderecha no siga teniendo expresión propia y amplios márgenes de influencia en el seno del partido. 

En el caso de Melilla la absorción del espectro más ultra o digamos más derechizado probablemente sea doble. Por una parte el sector más recalcitrante de la ultraderecha, que siempre ha existido en Melilla merodeando los márgenes del sistema político. Y por otra parte, más recientemente, a la UPM, que de todos es sabido siempre ha estado, si cabe, más a la derecha del PP. Escudriñar los márgenes de centro ideológico en el PP melillense se presenta bastante difícil a tenor de la realidad manifiesta. De todos modos localizar márgenes de centro ideológico en el Partido Popular a nivel general, es decir estatal, es ya prácticamente estéril por no decir imposible. La deriva final de Aznar y el relevo por parte de Mariano Rajoy han confirmado la verdadera faz de la derecha de este país. Quienes hemos tenido oportunidad de departir con representantes de la derecha europea, ya sea en el Parlamento Europeo u otras instituciones de la Unión, nos da la experiencia de saber del gran abismo que les separa de la derechona española, firmemente anclada en la más rancia tradición de la derecha decimonónica. 

Comparativamente no hay parangón objetivo, mientras la derecha europea transita en una senda con criterios refinados y civilizados, la derecha española destaca, comparativamente, por sus inclinaciones cavernícolas, cuarteleras. De la derecha melillense, "la adelantada", las evidencias son elocuentes por sí mismas. 

Pero en Melilla, ciudad en la que las cosas son casi siempre diferentes, estamos ante un hecho excepcional, desafiando todas la leyes de la naturaleza política, el pez pequeño terminó fagocitándose al pez grande, es decir, la extinta UPM absorbe al PP imponiendo su ley y sus parámetros ideológicos. Por lo que la deriva ultra se antoja inequívoca. Hacer un somero repaso a las lindezas semánticas que los prebostes del PP local suelen verter en las casi diarias ruedas de prensa sería imposible en el margen de que da un artículo de prensa. Pero, como decía, la plusmarca del Sr. Imbroda ha quedado superada por sí mismo con su "mundo moderno, europeo y del progreso", contra "el mundo cutre, oscuro, sucio y de la deslealtad" del que proviene Aberchan y por extensión, se deduce, la morería melillense. 

El PP contra el Islam 

Curiosamente una de las cosas de las que se queja, ¿amargamente? el Sr. Imbroda es que Aberchan pretenda acaparar a los musulmanes melillenses cuestionando la militancia de algunos de estos en el PP. Sin embargo lo incomprensible desde una lógica mínimamente coherente es acercarse ideológicamente a partidos políticos que llevan a gala su desafecto a lo islámico siendo uno musulmán. A nivel local el PP del Sr. Arturo Esteban e Imbroda hace tiempo que optó por la polarización étnica, es el escenario del que creen pueden seguir cosechando victorias electorales mientras tarde en llegar la temida mayoría musulmana. Y qué decir del Partido Popular estatal, que a diferencia del local no está obligado a quedar bien con moro alguno. 

Más allá de lo que ha significado la apuesta por la invasión y masacre de Iraq, los dirigentes del PP se han prodigado abundantemente en evidenciar claramente su desprecio y rechazo a toda consideración de lo islámico. Ahí está el posicionamiento del portavoz del grupo parlamentario del PP, Juan Santaella, en el Pleno del Congreso contra el proyecto de Presupuestos en materia de Justicia para 2006 rechazando la existencia de la partida de cuatro millones de euros destinados a la Fundación Pluralismo y Convivencia, que se encarga de financiar algunas de las actividades de los musulmanes en España. Ahí están la infinidad de declaraciones de dirigentes del PP, empezando por el mismo Aznar, con ribetes claramente islamofobos. Ahí están las correrías del portavoz del PP en la Comisión de Asuntos Exteriores del Congreso, el Sr. Gustavo de Arístegui, quien dice, por ejemplo, que la iniciativa de la Alianza de Civilizaciones es un inmenso disparate por las "derivaciones y consecuencias potencialmente devastadoras" que ello significa al hacer alianza con los moros. Véase su último libro "La Yihad en España" en el que no deja títere (moro) con cabeza: desde su óptica, ningún musulmán es fiable, todos son potencialmente yihadistas, inclusive los "moderados". Etc, etc. etc.

En definitiva, claro que cada cual tiene legítimo derecho a militar y pulular ideológicamente donde le plazca, pero también es legítimo deducir que quien tiene inclinaciones afectivas por sus indisimulados verdugos, como mínimo, es presa del síndrome de Estocolmo
Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/28611-la_extrema_derecha_en_melilla_y_el_islam.html