webislam

Jueves 18 Julio 2019 | Al-Jamis 15 Dhul-Qaadah 1440
613 usuarios en linea | Español · English · عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=1344

Retornando a nuestra naturaleza original

Recuperemos el valor terapéutico de la vergüenza, y mejorará nuestra calidad de vida

25/06/2005 - Autor: Omar Joray - Fuente: Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Omar Joray
Omar Joray

Mi mirada va hacia adentro solo después que caigo en cuenta desde un sentir profundo, intenso y lejano que las soluciones no vienen del exterior. Lo mas lejano a mi es mi exterior y lo mas cercano a mi es mi interior. La expansión de mi conciencia viene de un lugar muy lejano a mí, que no me pertenece.

Cuando mi corazón comprende que he fracasado con el exterior/lo social, recién entonces es posible que mi mirada se dirija a mi interior. El fracaso afuera, en donde habita la mirada/imágen social es la llave que abre mi interior. En mis logros sociales he fracasado. No cumplí, no les di lo que la gente espera de mí.

No les di a mis hijos la educación que la sociedad tecnológica en la que vivo me exige. No le di a mi mujer el tiempo que ella me exigía que esté a su lado. A mis amigos, nunca los pude comprender en sus problemas, pues estoy enfrascado en mis tremendos problemas personales. ¿Acaso hay alguien que tenga un problema superior al mío? En mi profesión no he rendido lo que mis jefes esperaban de mí. Por todo lo anterior, soy un fracasado social. Como por allí, por la mirada/imagen social no tengo camino, he decidido caminar hacia mi mirada interior/auto imagen/

¿Y que hay dentro de mi auto imagen sino educación? ¿Acaso la educación no es la segunda naturaleza? Desde que nací estoy siendo educado/entrenado/sometido/ por mis educadores de turno, entre ellos, en primer lugar están mis compulsiones/opresores internos que cada vez que aparecen, me hacen desubicarme, ellos me obligan a ir por caminos que detesto.

Ambos, exterior e interior son dos caras de una misma moneda. Ambos pertenecen al mismo círculo, a la misma etapa. Se complementan entre si, pero mi falta de insigth me hacen ver separado a esa unidad. Un bebé en sus primeros meses de vida, ve que el exterior y el interior son una unidad, pero al madurar su sistema nervioso ven su separación. Todos fuimos bebé y experimentamos esa unidad, nos olvidamos que fuimos unidad.

¿Acaso la maduración del sistema nervioso con el fin de nuestra adaptabilidad al medio social no construye los cimientos de los autoengaños/mecanismos de defensa?

¿Acaso madurez del sistema nervioso no es repetir circuitos de aprendizaje y luego cerrarlos/aislarlos/protejerlos/ con un cable de mielina? Esto nos dice la neurofisiología del recién nacido: Aprendemos algo nuevo, luego lo atrapamos/lo repetimos/ lo hacemos algo conocido y luego lo encerramos para siempre, por eso todo la nuevo no conocido lo COMPARAMOS con lo viejo ya conocido. Cuando un astronauta está en la luna, trasmite: Acá toco algo parecido a las rocas. No dice: acá toco algo que nunca en mi vida toqué.

No veo todo aquello que mis incapacidades me permiten ver, de esa forma fragmento en mil pedazos a la realidad una. ¿Acaso nunca más podré contactar con lo nuevo por primera vez?

Para construir MI realidad, necesariamente debo deformar/negar/echar a perder a LA realidad.

¿Acaso el des-aprender no es el camino de retorno a nuestra naturaleza original? ¿Acaso los pájaros no vuelan gracias a la constitución anatómica de sus alas? (las aves al extender sus alas, se produce un aleteo/flapping/ dentro de sus alas, lo que les permite volar. Vuelan porque su constitución anatómica está preparada para ello. Las aves pueden volar, pero no están capacitadas/fabricadas para bucear debajo del mar, eso lo pueden hacer los peces, pues fueron fabricados para ello). ¿Para que yo fui fabricado, cual es mi misión? ¿Cuales son mis máximas habilidades? ¿Las he desarrollado a las mismas?

Si nuestra constitución o naturaleza original es un saber olvidado, ¿Que nos impide el retorno a nuestro sabio interior? Todo camino de retorno a nuestra naturaleza original, debe necesariamente despojarse de todo lo falso/neurótico que habita en nuestras fantasías.

¿Como despojarme de todo lo falso/autoengaños que hay en mi? Sintiendo/haciendo contacto con la VERGUENZA (se sienten humillados mis auto imágenes de prestigios/ contacto con lo mas débil que hay en mi.) de determinadas actitudes mentales o actos de conducta. El contacto con esa emoción real y profunda, derrumba los autoengaños. La vergüenza es el doctor que pone a nuestra disposición, nuestra naturaleza original.

¿Que actitudes mentales o actos de conducta me dan vergüenza? ¿Que secretos escondidos aún a mi mismo tengo en lo mas oculto de mi mente? ¿Que cosas no quiero que nadie se entere de mi, pues me sentiría abochornado?

El contacto con la vergüenza me pone en contacto con mi naturaleza original. Ella es mi doctor que cura mis enfermedades. Ese contacto con la vergüenza produce el derrumbe de todo lo falso. Desde mi vergüenza recién puedo bajarle la cabeza a alguien más grande a mi (Dios real).

Recuperemos el valor terapéutico de la vergüenza, y mejorará nuestra calidad de vida.

Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play
Colabora


 

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

 

Junta Islámica
https://www.webislam.co/articulos/27711-retornando_a_nuestra_naturaleza_original.html