webislam

Sabado 25 Octubre 2014 | As-Sabat 01 Muharram 1436
1701 usuarios en linea | Español English عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=18075

Iniciación al ádab islámico (V)

El ádab con los alimentos y los vestidos

19/12/2010 - Autor: Hashim Cabrera - Fuente: Webislam
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Sello de Muhámmad
Sello de Muhámmad

El ádab con los alimentos y los vestidos

Una de las expresiones elementales del ádab islámico es la hospitalidad. Es signo de apertura, de confianza y generosidad. El buen trato a los huéspedes, amigos, conocidos, hermanos, etc, se incrementa siempre hasta darles siempre preferencia sobre los moradores de la casa, ofreciéndoles lo mejor de que disponemos, alimentos, perfumes, buenas palabras… Por su parte, la persona que es invitada tiene siempre un inmenso respeto hacia su anfitrión y trata de no causarle nunca la más mínima perturbación o sobresalto.

“Una gente de Medina lo invitó, la paz y las bendiciones sean con él, a una comida que le ofrecieron a él y a otros cinco de sus compañeros, y aceptó la invitación. Cuando estaba en camino los encontró un sexto discípulo, y los acompañó. Pero cuando se acercaron a la casa de la gente, él dijo al sexto hombre: ‘La gente no te ha invitado, ¡siéntate aquí hasta que le mencionemos a ellos tu presencia y le pidamos permiso por tí!’“.

“El Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, comía todas las variedades de comida que Allah legitimó para él, junto a su familia y domésticos, cuando éstos comían, y junto a quien lo invitara de los musulmanes, en el suelo, o sobre aquello sobre lo que comieran, y de cuanto comieran; cuando tenía algún invitado comía con él. La comida que más le gustaba era la de una fuente común”

“Cuando bebía lo hacía tomando aliento tres veces y sorbía el agua de a poco y no la bebía de un tirón. Utilizaba su derecha para la comida, la bebida, y para tomar algo y darlo, y su izquierda la utilizaba para lo que no fuera esto en su cuerpo. Prefería la diestra para todos sus asuntos: para vestirse, calzarse y apearse.”

“Y las más de las veces, cuando se sentaba a comer, comía de lo que estaba frente a él, y unía sus dos rodillas y piernas como se sienta el que reza después de las dos prosternaciones, excepto que una rodilla quedaba elevada sobre la otra y un pie sobre el otro, y decía, la paz y las bendiciones sean con él: ‘Yo soy un siervo que come como comen los siervos y se sienta como se sientan los siervos.’“

“De Ya’far As-Sadiq (P.) quien dijo:

“El Mensajero de Allah nunca comió tumbado o recostado desde que Allah, Poderoso y Majestuoso, lo hizo surgir como Profeta hasta que lo elevó hacia Sí, por humildad a Allah, Poderoso y Majestuoso. Y cuando adelantaba su mano hacia la comida decía: ‘Bismillah (en el Nombre de Allah), ¡Allahumma, bendícenos en esto que nos provees y a Tí corresponde su reiteración’“.

(Maqarimul ajlaq)

Ádab en los espacios públicos

El espacio público islámico por excelencia es la mezquita. Además de ser lugar de oración donde se cumplen las obligaciones diarias de adoración de los musulmanes, la mezquita es un lugar de encuentro, de intercambio de conocimientos, escuela, foro asambleario. En su interior se puede comer y beber comunitariamente, estudiar y dormir, pero no debe hacerse nada que sea molesto para los demás.

Por esta razón la mezquita es un ámbito donde se cuida especialmente el adab. El musulmán y la musulmana se descalzan antes de entrar y, si su estado lo requiere, hacen la ablución (wudu). Una vez dentro se hacen dos rakaas o proternaciones de saludo. La mezquita debe ser saludada como si se tratase de un ente vivo. A la mezquita se entra con adab.

No se pueden decir malas palabras ni fumar, no se puede escupir sobre la moqueta ni agredir a nadie, ni tumbarse uno boca abajo. Esto es adab, no hipocresía, es consideración hacia las personas y hacia el lugar que los musulmanes vivenciamos con una especial trascendencia.

El ádab en la cultura árabe

La cultura árabe tradicional conserva aún muchas de las formas del ádab profético.

— No comía, la paz y las bendiciones sean con él, lo que estaba caldeado, hasta que se enfriara, y solía decir: “Por cierto que Allah no nos da a comer fuego. La comida caldeada no tiene bendición (barakah), ¡enfriadla!”.

— Y cuando comía, la paz y las bendiciones sean con él, mencionaba el Nombre divino. Comía utilizando tres dedos, de lo que tenía más próximo, y no se servía de lo que estaba enfrente de otro. Cuando era puesta la comida comenzaba él antes de la gente, luego ellos iniciaban (su comida). Comía con sus tres dedos el pulgar, el índice y el medio, y tal vez se servía del anular. Comía a veces con la totalidad de su mano, pero nunca con dos dedos y solía decir: “Por cierto que comer con dos dedos es la comida de Satanás”.

Bibliografía
Dichos, sentencias y sabias tradiciones del Islam. Extraidos de Sahih Al Kaki y Makarimu-l-Ajlaq. Ediciones Mezquita At Tawhid. Buenos Aires 1988.

Anuncios
Relacionados

Adab: la cortesía del sendero

Artículos - 10/10/2006

Introducción al ádab islámico (I)

Artículos - 02/12/2010

Iniciación al ádab islámico (IV)

Artículos - 14/12/2010



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play

Jutba del maqam de Musa 3

16/08/2002 | Hashim Cabrera

Palestina, tierra de los mensajes divinos

24/10/2014 | Roger Garaudy

En favor de la Paz y la Concordia entre todos los pueblos de la Tierra (1)

24/10/2014 | Esteban Díaz

Jawf y Jashya: Temor y Veneración

24/10/2014 | M. Fetullah Gülen

Argumentum ad Populum

24/10/2014 | Prof. Yahia Said Al Andalusí

La fe en los ángeles

24/10/2014 | Dr. Armando Bukele Kattan

El indigente trashumante

24/10/2014 | Reyna Carretero Rangel

El conocimiento: un mandato islámico (y coránico) I

23/10/2014 | Reina Mora

¿El fin de la Primavera Árabe? Una vecindad europea en crisis

23/10/2014 | Redacción
play

Yusuf Islam lanzará nuevo disco

23/10/2014 | Redacción

Aumenta en EEUU cifra de hispanos que se convierten al Islam

23/10/2014 | Redacción
Colabora


Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

Certificados de calidad: XHTML, CSS, RSS, 508, TABLELESS, WCAG TAW

 

Junta Islámica
http://www.webislam.com/articulos/40644-iniciacion_al_adab_islamico_v.html