webislam

Jueves 2 Octubre 2014 | Al-Jamis 07 Dhul-Hiyyah 1435
1697 usuarios en linea | Español English عربي

WebIslam.com

» Artículos

?idt=7542

La Palmera Datilera (an-Najlah)

23/05/2007 - Autor: Centro Cultural Islamico de Valencia - Fuente: Centro Cultural Islámico de Valencia
  • 0me gusta o estoy de acuerdo
  • Compartir en meneame
  • Compartir en facebook
  • Descargar PDF
  • Imprimir
  • Envia a un amigo
  • Estadisticas de la publicación

Dátiles
Dátiles

Origen: Originaria de Arabia, la palmera datilera pertenece al grupo de palmeras más primitivo, aparecidas hace 100 millones de años. Su apreciado fruto, los dátiles, han sido consumidos desde los tiempos más remotos.

Zona: Principalmente El Gran Sur, la región de Tafilalet, con el valle del Ziz; diversos oasis incluidos el de Tafilalet, el Jbel Arfoud, y el Hassi el-Bid; los grandes oasis: Zagora, Skoura..... y los valles del Draa y del Dadés.

Dimensiones: En el 2001, el palmeral cubría en Marruecos una superficie superior a a 85.000 ha. En 1994 eran 84.000 ha. lo que representaba unos 4,7 millones de palmeras, y si nos remontamos a 1947 era de 44.000 ha..

Aspecto: Debajo de la tierra, el bulbo de la palmera está rodeado de una inmensa red de raíces, finas como cabellos, que van a buscar agua en todas direcciones. El tronco cilíndrico no engorda con el tiempo, y puede alcanzar 30 m. de altura. Las hojas, las palmas, implantadas en hélices muy apretadas al tronco, viven de 4 a 5 años antes de secarse, y al ser cortadas por la base, dan al tronco ese aspecto escamoso. Existen árboles machos y hembras, ambos florecen en abril. La yema terminal de la palmera está rodeada de una borra fibrosa de fibrilum, ahí se forman las palmas y los racimos de dátiles.

Explicación del entorno: Valles y Oasis.

El Valle del Draa: a sólo un paso del desierto, la naturaleza despliega todos sus colores. Racimos de dátiles amarillos suspendidos de las palmeras, matorrales de adelfas exhibiendo flores de un color rosa resplandeciente, montañas pardas, beis, grises, que surgen de una tierra ocre y de tarde en tarde, como si fueran milagros, innumerables "Ksour" (alcázares o alcazabas) de color de arena.

El río Draa nace en el Alto Atlas, y va labrando trabajosamente su lecho hasta Agdz (Agadés), pero al llegar se toma su revancha, dando vida a una espectacular franja de oasis de 200 km. Cuando desemboca en el Mhamid, el que en otros tiempos fue el río más largo de Marruecos, ahora desaparece entre las arenas. En este valle se encuentra el "ksour" de Tamenougalt, antigua capital de los amazigh, primeros pobladores de Marruecos y actualmente conocidos como beréberes.

El Valle del Dadés: Siempre bordeada por palmeras y jardines, la carretera conduce hasta las famosas rosas del valle. A partir de Boumalde, las laderas desérticas de la montaña van mordiendo su cinta de verdor, pero el "uad" se obstina, se incrusta, se abre paso a través de los gruesos bloques calcáreos; entonces el valle estrecha sus paredes vertiginosas formando el increíble escenario de las gargantas del Dadés, un enorme bloque calcáreo, cortado como de un sablazo. Nacido en el Alto Atlas, el "uad" (río) Dadés alimenta una serie importante de oasis.

El Valle del Ziz: Descendiendo desde el Alto Atlas, el "uad" (río) Ziz excava su curso en impresionantes acantilados, gira en los alrededores de Rich y se dirige hacia el Sur, donde riega el inmenso palmeral de Tafilalet. La región de Tafilalet se extiende cerca de la frontera suroeste, y tuvo un papel de gran importancia en la historia del país. En la antigua Sijilmassa nació, en 1640, la dinastía de los Alauitas. La región constituye el principal punto de acceso al Sahara. En sus oasis se mezclan armoniosamente las palmeras y los "ksoures" cuyo número supera el centenar. Posee una frontera natural del Alto Atlas con cimas que superan los 3000 m. de altitud. Entre el uadi Ziz (río Ziz), y el uadi Rheris (río Rheris) se encuentra el oasis Jbel Arfoud uno de los mayores de la región. En el oasis de Hassi el-BID, a dos pasos de las dunas de Merzouga y del desierto, el uadi Ziz y su antigua red de canales de riego, hacen posible las grandes plantaciones de palmeras datileras. Finalmente, el río va a perderse en las arenas de Taouz. En este río se encuentra la presa de Hassan Addakjil, construida entre 1968 y 1971. El agua marca la ruta hacia el desierto, al principio ofrece un espectáculo impresionante cuando recorre el corredor de piedra calcárea bordeado de altas palmeras, luego, remansada, forma una vasta alfombra de color esmeralda, y en sus riberas de color ocre rojizo las mujeres hacen la colada a la sombra de los albaricoqueros. Un poco más lejos, la fuente azul de Meski. Sigue su rumbo hasta la monumental puerta de Erfoud donde se abre hacia uno de sus lados sobre... ¡un millón de palmeras! y al otro lado las primeras dunas saharianas.

El Oasis: Formación vegetal espontánea en su origen, ha sido siempre asociado a la silueta de las palmeras datileras. Surge en medio de un paisaje árido o al pie de una montaña desértica. El oasis es un lugar de paz y de silencio solo interrumpido por el canto aflautado del ruiseñor de los jardines (similar a un mirlo), que resuena en los parques, los vergeles y los oasis, donde el verde vivo de los huertos y los cereales se conjuga con la sombra benéfica de los árboles frutales y con la presencia del agua que corre a lo largo de estrechos regueros de tierra.

Para preservar la zona fértil, en los oasis se construye fuera del palmeral, los edificios se apiñan al borde del palmeral, o en la zona árida, o ascienden por la ladera de la montaña. Son construcciones hechas con tierra local cuyo tinte, más o menos rojo o amarillo, depende de su contenido en hierro, u otros minerales, confundiéndose con el paisaje. El espectacular oasis de Skoura ofrece un preludio encantador al "valle de las mil casabas": el Kabbaba, Dar Aichil, dar Ait, Souss, la bellísima Amerhidil.... y fue fundado en el siglo XII por Yacoub al-Mansour.

Desde el Oasis de Zagora los saadianos fueron conquistando el Souss en el siglo XVI, y luego todo Marruecos, antes de lanzarse a la gran aventura que les llevó hasta Tombuctú.

Técnicas agrarias: Los huertos y cereales cultivados en los oasis y tradicionalmente destinados al consumo familiar, están siendo reemplazados por el monocultivo de la palmera para aumentar la producción de dátiles, que alcanza (año 2002) de 12 a 15 toneladas al año.

Las disposiciones tradicionales de regadío en los valles y en los oasis, consisten en conjugar relieve y pluviometría.

Por eso, la técnica de los jettara, canaliza el agua subterránea en cánulas con una vertiente suave. En este sistema se utilizan los pozos con sistema de polea accionada por tracción animal o bien por tracción humana. A través de estos pozos se alimenta a los canales de riego.

Otra modalidad es la canalización del agua por la superficie : 

1. Se parte del nacimiento de la fuente, su agua pura se reserva para la bebida y la alimentación.
2. Aguas abajo se establece el primer estanque o estanque de río arriba, su agua se utiliza para lavarse y para lavar la ropa.
3. Siguiendo el curso del agua aparece el estanque de río abajo, que se reserva para que el ganado descanse y sirve de abrevadero.
4. Por último el estanque de retención, con un fondo apisonado de arcilla, sirve para la irrigación y como lugar de baño. En un extremo está el cruce de la salida del agua destinada al riego y en el canal principal está el pilón de retención de las aguas.
5. Pilón de retención, gracias a sus exutorios libera el agua en una u otra saquia (acequia) de la red de riego.
6. Las saquia, o canales principales, componen la columna vertebral de la red de riego y distribuyen el agua a los pequeños canales que la introducen en los huertos.
7. Los masraf, son los pequeños canales, que en el momento de regar, reparten el agua en el interior de los huertos, como en el oasis de Hassi el-Bid, donde el uadi Ziz y su antigua red de saquias (acequias) hacen posible las grandes plantaciones de palmeras datileras.

En los oasis el palmeral se extiende a lo largo de la capa freática del río/uad, mientras que los campos de cultivo ocupan las tierras bajas.

Las palmeras se reproducen por retoños, brotes que nacen del tronco principal. Florecen en abril y la fecundación natural está asegurada por el viento, aunque actualmente algunos hombres intervienen en la fecundación cogiendo flores machos y poniéndolas en los racimos de hembras.

Las hojas: las palmas se podan, antes de que se sequen totalmente son cortadas por la base.

La recolección: La recolección, que se prolonga desde el mes Agosto hasta Octubre, supone un gran esfuerzo físico, jornadas que van de sol a sol durante semanas enteras, y se realiza trepando por el tronco con los pies descalzos, utilizando como puntos de apoyo los promontorios resultantes de la poda de las palmas.

Los dátiles se introducen en cestos para facilitar su transporte hasta la explanada donde los frutos recolectados se seleccionan y se devuelven a los cestos, estos a su vez se colocan en las cajas para ser transportados, nunca se depositan directamente en cajas, para evitar que la miel o los pequeños frutos se pierdan a través de las aberturas.

Posteriormente se procede al desecado exponiendo el fruto a los rayos del sol sobre grandes explanadas. Los métodos de conservación son ancestrales, y cambian según la variedad, las más dulces, ricas en azúcar, se conservan de forma natural, las menos dulces, con menos azúcar, también se conservan de forma natural pero no se separa el fruto de las ramas, con el fin de que sigan madurando después de la recogida. Las variedades de difícil conservación al aire libre, son embaladas herméticamente con comino dentro de un saco, y son cocidos dentro del horno durante unos segundos. Pero no todos los dátiles se pueden pasteurizar con el calor, en estos casos, se sigue un método ancestral de conservación para el uso domestico: se introducen dentro de grandes jarras de barro cocido que se cierran herméticamente antes de ser enterradas, al abrigo de la luz y del aire, los dátiles se conservan durante varios años.

Para preservar la integridad de las tierras de cultivo las casas se agrupan generalmente al exterior del palmeral.

En las labores participan todos los miembros de la familia, así vemos a jovencitas transportando frutos o palmas, a ancianos desecando dátiles, a los más jóvenes y fuertes trepando a las palmeras para la recolección, a padres e hijos transportando la mercancía con la ayuda de burros o mulos.......

Utilidad: Todo se utiliza de la palmera: sus frutos como un apreciado alimento para hombres y animales; también para transacciones comerciales; sus palmas y troncos como materia prima:

1. Para construir abrigaños
2. Confeccionar esteras.
3. Muebles y cestería
4. Con los troncos se hacen canalones
5. Vigas para los techos
6. Como combustible

El fruto: Su apreciado fruto, los dátiles, se venden en los zocos o en los mercados de dátiles, colocados sobre hojas o a granel. Ocupan un lugar primordial dentro del calendario agrícola. Alimento nutritivo de base. Existen más de 100 variedades que se distinguen por el color, el tamaño y la forma, las mejores variedades son las moscadas: dátiles semiblandos. Se consumen acompañando la sopa marroquí por excelencia, la jarira; o junto al tradicional té verde a la menta; o con un pequeño vaso de leche, sobre todo a la hora de romper el ayuno durante el sagrado mes de Ramadán; o en el ritual de las nupcias; o simplemente con agua. Con él se elaboran infinidad de dulces tradicionales. Como excepción, los saharauis, amantes del té fuerte, nunca toman los dátiles junto a éste para que su sabor no se vea solapado por el dulzor del dátil.

Caracteres económicos, sociales, estéticos.... (simbología y refranes): Los palmerales, han garantizado la supervivencia de los pobladores del sur durante años. Se utilizan todas y cada una de las partes de la palmera. Los palmerales les brindaban sombra y frescor, lumbre, materia prima para muebles, esteras y cestas; material de construcción y por supuesto alimento.

Durante el sagrado mes de Ramadán, se rompe el ayuno diario después de la puesta del sol, ingiriendo 3 DÁTILES y bebiendo leche, a continuación se ora (salat al-Magreb) y al final se toma la primera comida, compuesta de Jarira, Shbaquia y DÁTILES.

Es impensable la celebración de una BODA marroquí sin el RITUAL DE LOS DÁTILES Y LA LECHE: el novio, da de comer dátiles y de beber leche a la novia, y ella, a su vez, le da de comer y de beber a él. Aunque la ceremonia religiosa es la única con valor real, los novios de todo Marruecos siguen intercambiando estos alimentos el día de su boda.

Los dátiles ocupan un puesto de lujo en el calendario de las festividades populares marroquíes de origen amazigh/beréber. La fiesta de la recolección es una de las más espectaculares de Marruecos, es un ritual donde se mezclan lo profano y lo religioso.

Sólo en la región de Erfoud se alzan casi un millón de palmeras, es lógico que el dátil sea su símbolo. Cada año se celebra en su honor una fiesta tradicional, alegre y colorista.


Alivio del dolor: un descubrimiento médico

Es una antigua costumbre establecida entre los padres musulmanes, poner un pedazo de dátil bien masticado (u otra fruta dulce disponible) en la boca de un recién nacido. El musulmán lo hace siguiendo la práctica del Profeta Muhammad, que cree tal y como dice el Corán, que es enviado como curación y una misericordia para la humanidad. De la manera en que esta tradición se origina, podemos deducir que hay virtud en esta práctica. Además de la virtud y el placer de seguir la sun-nah (práctica del Profeta ) poner una sustancia dulce dentro de la boca de los bebes recién nacidos tiene beneficios, entre ellos, reduce dramáticamente la sensación de dolor y el ritmo cardiaco.

Un interesante estudio médico científico, publicado en el Periódico Médico Británico (No 6993, 10 de Junio de 1995), ha demostrado sin duda alguna, el beneficio de dar a un niño recién nacido azúcar para reducir la sensación de cualquier procedimiento doloroso como el pinchazo en el talón para la muestra de sangre, o antes de la circuncisión.

El estudio, titulado "El efecto analgésico de la sacarosa en referencia a los niños: un proceso de control aleatorizado", se hizo por Nora Haouari, Christopher Wood, Gillian Griffiths y Malcolm Levene en el pabellón post-natal de la Leeds General Enfermería en Inglaterra.

60 criaturas en buena salud de 37-42 semanas de gestación y edad postnatal de 1-6 días, fueron seleccionados de forma aleatoria para recibir 2 ml de una de las siguientes cuatro soluciones: 12.5% sacarosa, 25% sacarosa, 50% sacarosa, y agua estéril (control).

El primer grupo de 30 bebés recibió jarabe de azúcar antes de la prueba de sangre rutinaria (pinchazo en el talón, normalmente doloroso) hecho para descubrir la ictericia. A los otros 30 bebés les dieron sólo agua estéril como grupo de control.

Poniendo 2 ml de una solución con 25% ó 50% de sacarosa en la lengua antes de pinchar el talón, reduce significativamente el tiempo de llanto comparado con los bebés a los que se les dio agua. También sus ritmos cardiacos volvieron a la normalidad con más rapidez. La solución con una mayor concentración de azúcar tuvo mejores efectos, reduciéndose el llanto a medida que se incrementa la concentración de sacarosa. Lo que nosotros podemos concluir es que esa sacarosa (el azúcar) puesta en la lengua, es una forma útil y segura de analgésico para su uso con niños recién nacidos.

Blass y Hoffmeyer también demostraron que una solución con 12% de sacarosa por vía oral reduce significativamente la duración del llanto en los recién nacidos cuando son sometidos a pinchazos en los talones o a circuncisión. Este estudio fue publicado en El Periódico Independiente (Viernes 9 de Junio de 1995) como el artículo del Periódico Medico Británico.

La práctica del Profeta fue recopilada en una colección que registró sus dichos y transmisiones, siendo las más reconocidas y respetadas las dos colecciones Sahih al-Bujhari y Muslim.

Abu Buradah transmitió de Abu Musa, quién dijo: "Yo tuve un bebe recién nacido, y lo llevé al Profeta Muhammad a quién llamó Ibrahim. El Profeta masticó un dátil y entonces tomó el dátil y lo restregó en el interior de la boca del bebe". Hay otras transmisiones más relacionadas con esto.

Los dátiles contienen un alto porcentaje de azúcar (70-80%); tienen fructosa y glucosa que poseen alto valor en calorías, es fácil y rápidamente digerible, es muy útil para el cerebro. El dátil contiene 2.2% de proteínas, vitamina A, vitaminas B1, B2 y ácido nicotínico (contra la Pelagra); tiene minerales necesarios para el cuerpo como potasio, sodio, calcio, hierro, manganeso, cobre. El potasio, con un porcentaje muy alto, se ha demostrado que es muy efectivo para los casos de hemorragia, tales como los casos del nacimiento y circuncisión.

Podemos destacar que en la sun-nah también se aconsejan los dátiles para la ruptura del ayuno en Ramadán. Los dátiles se deben comer, si están disponibles, antes de la oración del ocaso (salat Magrib). Esto es médica y nutricionalmente la mejor forma y, por supuesto, también en la sun-nah.

El gran valor de los dátiles también se cita en un hermoso pasaje Coránico, Sura Mariam (María) nº 19: versículo 25-26.

"Sacude hacia ti el tronco de la palmera y caerán dátiles maduros y frescos. Come y bebe, y refresca tus ojos."

Ésta era la orden de Dios, el Creador, para la Virgen bendita María en el momento del nacimiento de Jesús, el Profeta bendito de Dios. Era una medida para hacer el parto fácil y cómodo.

Al igual que el ejemplo que nosotros hemos expuesto brevemente, nosotros creemos que la investigación extensa confirmará a aquellos que aún siguen dudando del conocimiento, valor y verdad completa de las enseñanza del Corán y la sun-nah.

"Les haremos ver Nuestros signos en el horizonte y en ellos mismos hasta que se les haga evidente que es la verdad. ¿Es que no basta con que tu Señor es Testigo de todas las cosas? ¿Acaso no ponen en duda el encuentro con su Señor? ¿Y no rodea Él todas las cosas?
(Sura 41: versículo 53)

Los autores del estudio médico intentaron probar con nuevas sustancias dulces, pero sugieren recomendable que se utilicen dátiles para aliviar el dolor de los recién nacidos.

Finalmente, nosotros esperamos que los científicos médicos musulmanes e investigadores tomen este nuevo descubrimiento, y las otras tantas ideas y prácticas en la enseñanza de Islam que necesitan investigación y el estudio objetivo y científico para poder obtener la atención que ellos merecen.


La palmera datilera y el Islam:

Si la palmera se encuentra a gusto es sin duda en la cultura musulmana donde está omnipresente en todas sus manifestaciones. Ya los historiadores musulmanes medievales explicaron la relación entre la semilla del dátil y Salomón, hijo de David. De las veintiséis referencias a palmeras o dátiles en las suras del Corán, en dieciséis se mencionan como una evidencia de la generosidad de Alá.

Por ejemplo se recomienda la ingestión de los dátiles para las mujeres próximas al parto. El Corán narra como María, madre de Jesús alaba la dulzura del dátil durante su huida a Egipto, o como, a la hora de alumbrar a Jesús, sacude el tronco de la palmera para comer dátiles que le dieran fuerzas y le ayudaran en el parto. Ahora se sabe que este fruto disminuye los dolores de las contracciones, reconfortan las fuerzas y aumentan la producción de leche en los senos maternos.

Los dátiles fueron el alimento favorito del Profeta Muhammad que elogió frecuentemente las palmeras, e indicó que las palmeras provenían de Hijaz en la región de Medina, de donde fue tomada por la tribu de Nimrod y llevada a Oriente, posteriormente a Damasco por los cananitas y a Babilonia por el Faraón, mientras que mercaderes y comerciantes la llevaron a Yemen, Oman y otros lugares remotos.

Enlace al artículo original (con interesantes imágenes)

 

Anuncios



Escribir comentario

Debes iniciar sesión para escribir comentarios.

Si no estás registrado puedes registrarte en un minuto.

  • Esta es la opinión de los internautas, no de Webislam
  • No están permitidos comentarios discriminatorios, injuriantes o contrarios a la ley
  • Céntrate en el tema, escribe correctamente y no escribas todo en mayúsculas
  • Eliminaremos los comentarios fuera de tema, inapropiados o ilegibles

play
play
play
play

Aprovecha la oportunidad de tu vida

01/10/2014 | Tijani El Bouji

El conocimiento es mejor que el dinero

01/10/2014 | Dicho de Ali bn Abi Talib

Una comunidad, un líder

01/10/2014 | La Comunidad Musulmana Ahmadia en España

Introducción al Islam

01/10/2014 | Prof. Yahia Said Al Andalusí

Sohbet de Sheikh Abdul Rauf en el Magrib : ¿Cuál es el sentido de mi vida?

01/10/2014 | Sheij Abdur Rauf Felpete

Abc del Islam: responsabilidades sociales

01/10/2014 | Dr.Armando Bukele Kattan

Abren embajada de derechos humanos islamicos para denunciar los crimenes de Israel

01/10/2014 | Asociación Argentino Islámica (ASAI)

#NotInMyName

30/09/2014 | Redacción

Lucha progresista contra el pernicioso individualismo capitalista

30/09/2014 | Frank Barat

Se clausura en Marruecos el proyecto transfronterizo de dinamización empresarial del sector de las plantas aromáticas, PLUSPAM

30/09/2014 | Fundación Andanatura
play

“La verdadera yihad es cuidar a los padres y hacer el bien a los demás”

28/09/2014 | Reina Mora
Colabora


diseño y programación
Development and programming, professional translation services, positioning, servers, e-commerce, SEO, user support, mobile apps, video productions, print layout design and marketing.
grupo de comunicación

Junta Islámica - Avda. Trassierra, 52 - 14011 - Córdoba - España - Teléfono: (+34) 957 634 071

Certificados de calidad: XHTML, CSS, RSS, 508, TABLELESS, WCAG TAW

 

Junta Islámica
http://www.webislam.com/articulos/31436-la_palmera_datilera_annajlah.html